La CNMC (siglas de la Comisión a Nivel Nacional de los Mercados y la Competencia) ha comenzado un estudio sobre cuáles son las condiciones de competencia dentro del sector de transporte interurbano de pasajeros en autobús en territorio español. De esta manera, Competencia vuelve a poner encima de la mesa la polémica ante la posible liberalización de mercado y, de esta manera, romper los monopolios que se han creados bajo un tipo de sistema donde Alsa ha logrado ser el único operador y, por tanto, sería el más afectado ante la ruptura de este monopolio.

La CNMC ha encontrado una serie de 'irregularidades' en el sistema de concesiones

Este estudio ha sido fruto de las numerosas “irregularidades” del sistema de concesiones que han sido detectadas por la propia CNMC y por algunas autoridades y expertos. Estas deficiencias hacen que la Competencia entre empresas sea difícil, solo favorece a los que ya poseen las concesiones y, en todo caso, perjudica seriamente al usuario, al tener que pagar precios más altos y recibir una menor calidad en el servicio contratado.

Pero la liberalización del servicio del transporte interurbano a través del bus en el territorio español abriría la puerta a formar parte del sistema a varios operadores que estarían compitiendo por operar en las mismas rutas.

Y es aquí donde el negocio de Alsa podría peligrar seriamente. Pero, sobre los resultados del estudio realizado por CNMC, la mencionada empresa de movilidad no va a decir absolutamente nada hasta que se conozcan los resultados.

El sistema de explotación de rutas de transporte regular de pasajeros en España es un poco peculiar

Este se realiza un concurso público y se concede la explotación de una determinada ruta a una única empresa. Estaríamos hablando de un sistema de subvenciones que se reciben de manera cruzada, las rutas más rentables se encargan de subvencionar aquellas que no lo son tanto.

Este sistema solo beneficio a los monopolios “temporales” y, en muchos casos, estos se acaban alargando por culpa de los problemas que tiene el Ministerio de Fomento en las licitaciones.

Alsa se ha defendido asegurando que es un sistema de régimen en exclusividad en cada una de las rutas, lo que no significa lo mismo después de haberse presentado a un proceso abierto y competitivo.

En el mencionado sistema, el principal operador es Alsa, con más de 3.500 destinos dentro del territorio español y presente en un total de trece comunidades autónomas. Además, lleva las rutas de buses interurbanos que unen la ciudad de Madrid con San Sebastián de los Reyes, Alcalá de Henares o Torrejón de Ardoz. Mueve más de 358 millones de pasajeros al año y posee una flota compuesta por 3465 autobuses.

Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!