Estela Grande ha decidido pasar por quirófano para hacerse un retoque estético tras salir expulsada de “Gran Hermano VIP 7” y salir airosa de todos los dilemas que tenía fuera de la casa. Estela, sin duda, se ha convertido en uno de los personajes más seguidos por la audiencia tras su paso por la casa de “Gran Hermano VIP 7”. Entró siendo una de las grandes desconocidas de su edición y ha ganado popularidad gracias a su relación de amistad con Kiko Jiménez y, después, por las presuntas infidelidades de su marido, Diego Matamoros.

La modelo, aunque no era conocida para el gran público, ya era una modelo bastante reputada y había desfilado para importantes firmas y compartido eventos junto a Sara Carbonero o Paula Echevarría. A pesar de ello, es mucho más conocida por ser la nuera de Kiko Matamoros y por su culebrón familiar.

La intervención ha sido sencilla

La modelo ha decidido aprovechar su gran tirón mediático para hacerse un retoque estético, el mismo que se hizo su marido Diego Matamoros, en la misma clínica estética. Es un tratamiento conocido como “Total Eyes”, que se basa en unas pequeñas infiltraciones compuestas por ácido hialurónico y emplear láser vascular para lograr eliminar las antiestéticas ojeras.

La intervención solo dura una hora por lo que la joven modelo entró sola y se mostró muy tranquila, saliendo del centro junto a una trabajadora del centro. Dentro de la casa, en una conversación junto a sus compañeras, aunque la joven hablaba sin ningún tipo de tapujos que tenía muchas ganas de operarse la nariz, parece que quitarse las ojeras ha sido prioritario para ella y, de esta manera, poder acabar con las oscuras marcas que suelen afear la mirada y son un habitual signo de cansancio o de dormir mal.

Estela ya se ha hecho otras operaciones

Esta no es la única operación que se ha realizado Estela, ya que, dentro de la casa también confesó que se había operado el pecho. A pesar de todo esto, Estela es una mujer muy segura de sí misma y ha quedado más que demostrado en la casa de “Gran Hermano VIP 7”, ya que, no tuvo ninguna duda sobre lo que estaba viviendo con su compañero Kiko Jiménez, a pesar de todas las dudas que habían surgido fuera de la casa de Guadalix de la Sierra.

Estela es muy guapa y tiene un físico que llama la atención, pero también es consciente que por su profesión debe potenciar, lo máximo posible, su físico, sin tener miedo a optar por la cirugía estética para lograr el mejor resultado posible. Su expulsión de la casa de Guadalix de la Sierra solo ha sido la confirmación de que su relación junto a Diego Matamoros va genial, confía completamente en su pareja. Y que solo tenía una amistad junto a su ex-compañero, Kiko Jiménez, era eso, una amistad sin ningún tipo de interés sentimental.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!