Uno de los atletas olímpicos más laureados en la disciplina de atletismo, campeón mundial durante muchos años, 8 medallas de oro lo respaldan y ostenta el récord mundial de 100 metros planos.

Usain Bolt [VIDEO] es el nombre detrás de todas estas distinciones en búsqueda de nuevos proyectos personales, y de reinventarse deportivamente decidiendo iniciar su andar en el balompié mundial. Los pasados juegos olímpicos de Río de Janeiro 2016, fueron los últimos para Bolt. Esta decisión la tomó debido a su edad (30 años), porque el atletismo es un deporte que te exige bastante desgaste físico y mental.

Bolt probó suerte en Europa

Luego de su retiro de las pistas de atletismo, Bolt no decidió terminar su carrera deportiva ahí.

El atleta desde sus inicios en las pistas ha declarado ser un gran fanático del Fútbol mundial: su equipo favorito a nivel de clubes es el Real Madrid por su estilo de juego, el cual bajo la era de Zinedine Zidane, se basó en un esquema de fútbol veloz y contragolpes de velocidad letal.

No logró ingresar a los entrenamientos en Valdebebas, pero sí pudo hacerlo en otros equipos europeos. El Manchester United y el Borussia Dortmund aceptaron la solicitud de entrenar con los jugadores, donde dejó impresionado a técnicos y cuerpo directivo. Hacía ver lentos a los corredores más rápidos del equipo, pero su juego no era a nivel profesional, por lo que difícilmente entraría en las filas de un equipo grande.

Dedicación y constancia le permitirían cumplir su sueño

A pesar de no haber quedado en los clubes con los que entrenó, esto no desmotivó para nada a Bolt ya que continúo entrenando de manera personal o con pequeños equipos de ligas inferiores hasta que recibió una invitación para jugar un partido benéfico en Old Trafford donde anotó un gol.

Sin embargo, este fue anulado por una posición adelantada. Un equipo ha demostrado su interés en fichar al jugador, pero no es de Europa.

El Central Coast Mariners [VIDEO] (Marineros de la Costa Central), equipo perteneciente a la A-League (máxima división australiana de fútbol), ha decidido invitar al jugador a entrenar en su equipo por un periodo de seis semanas. Si su rendimiento es excelente, y no hay problemas en el proceso de ingreso, el jamaicano ganador de 8 oros olímpicos de 31 años, podría convertirse en miembro del equipo titular.

“Si todo marcha bien, podría convertirse en jugador activo del club”, confirmó el presidente del club de la ciudad de Gosford, a unos 75 kilómetros de la ciudad de Sydney en Australia.