Lo de Antoine Griezmann y el FC Barcelona [VIDEO] se puede convertir en el culebrón del verano. Tanto dirigentes como jugadores del club azulgrana han estado hablando en los últimos días de la incorporación del francés, lo que no ha gustado nada al Atlético de Madrid que estaría pensando en tomar acciones legales por el asunto.

Cuando todo el mundo daba por hecho el fichaje de Griezmann [VIDEO] por los culés, el título de la Europa League y una oferta estratosférica que lo convertiría en uno de los mejores pagados del mundo, parece que ha cambiado el plan. Lo que no ha ayudado a la decisión del francés son los pitos recibidos por el público del Wanda Metropolitano en el último partido de Liga disputado ante el Eibar.

Esta situación ha hecho que 'El principito' no tenga nada claro qué hacer con su futuro.

Todo parece indicar que se aclarará antes del día 1 de julio, día en el que el jugador pasará a tener una cláusula de rescisión de 100 millones de euros. El Barcelona lo quiere para que forme ataque con Luis Suárez y Leo Messi, pero si al final no se concreta, ya tiene un plan B que también gusta mucho a la afición.

El plan B del Barça

Si al final no se consigue fichar a Griezmann, Valverde ha pedido que todos los esfuerzos se centren en incorporaciones de medio campo para asegurar un sustituto para Andrés Iniesta. En ataque, Dembelé puede ser el mejor fichaje si alcanza la regularidad que lo convirtió en el mejor jugador de la Bundelisga hace apenas un año.

Los dos cracks que el club culé tiene en la agenda son Pjanic y Eriksen, que podrían salir por un precio bastante asequible. El primero lleva varias temporadas a un nivel extraordinario en la Juventus, y podría salir por alrededor de 80 millones de euros.

Mientras que el danés tendría más complicado salir del Tottenham, ya que el equipo inglés quiere formar un equipo que luche por la Premier y la Champions.

Varias salidas

Eso sí, antes de entrar hay que dejar salir y la directiva azulgrana ya ha comunicado a varios jugadores que se busquen equipo. Paco Alcácer, Lucas Digne, André Gomes o Aleix Vidal son algunos de los futbolistas transferibles por lo que el Barça quiere llegar a recibir 100 millones de euros.

Eso contando que Gerard Deulofeu y Rafinha tampoco continuarán. El hispano-brasileño será jugador del Inter por 35 millones de euros, ya que el club italiano ha alcanzado la Champions League y tiene la obligación de comprarlo. Mucho movimiento en las oficinas del Camp Nou.