El FC Barcelona tuvo dos retos bastante importantes en sus últimas dos jornadas de Liga Santander, mientras tenía en el medio al Chelsea FC por la UEFA Champions League. Antes en Ipurua, jornada 24, ante un Eibar que en su casa se agiganta y luego ante el Girona, 25, en el Camp Nou. Previo a un partido que marcará un antes y un después en la liga.

Ante el Eibar, Ernesto Valverde decidió apostar por su 11 de gala bajo el asombro de todos y sorpresa del Chelsea que los esperaba en Stanford Bridge. Todo salió bien y pudieron ganar dos goles por cero y sumar de a tres. Pero, contra el Girona fue diferente.

El conjunto blaugrana salió a comerse al rival pero encajó un gol.

Todo parecía que el Girona iba a tumbar a otro gigante, pero la cosa cambió y el Barcelona terminó humillando al recién ascendido con seis goles.

Los de Valverde mantuvieron la sonrisa en el rostro con dos victorias importantes que los mantiene en lo más alto de la tabla y en vísperas de un partido que podría sentenciar por completo la liga española para ellos.

La jornada 26 será entre semana y el Barcelona hará unas cuantas rotaciones para centrarse de una vez en ese rival del domingo 4, el Atlético de Madrid [VIDEO], principal perseguidor de los de Valverde, a siete puntos por debajo.

Es verdad que tiene primero a Las Palmas, rival con muchas ganas de quedarse en primera pero con un panorama bastante turbio, y el Barcelona deberá ganar, lo mismo por el Atlético, para llegar el domingo a jugarle de frente a los de Diego “Cholo” Simeone.

Escenarios favorables

En caso de que todo salga con normalidad y ambos equipos ganen sus encuentros, deberían estar batiéndose el domingo por la pelea por el primer puesto, ya que solo una debacle histórica hará que este equipo no salga campeón de esta competición y cuidado si no lo hace sin perder un solo partido.

Los partidos más importantes que le quedan al Barcelona son en su casa, el Camp Nou, lugar en el cual todavía no conocen la derrota en toda la temporada y es donde han sacado la mayor cantidad de puntos.

El equipo catalán ya se quitó de encima al Santiago Bernabéu con una goleada al Real Madrid, el Wanda Metropolitano con un empate sufrido ante los del “Cholo”, Anoeta con un marcador favorable de cuatro goles a dos.

Cornellá, lugar que se le ha hecho sumamente complicado esta temporada ante el Espanyol, además allí recibió su única derrota, Ipurua, de donde salió con tres puntos pero con algo de drama y, por último, Montilivi, luegar que se ha hecho especialmente difícil para varios esta temporada ante un Girona que ha sido efectivo con buen juego.