El fichaje de Aymeric Laporte por el Manchester City sigue dando de qué hablar, tanto que el entrenador del actual líder de la Premier League inglesa, Pep Guardiola [VIDEO], defendió a su equipo cargando contra su antiguo club, el Barça.

Efectivamente, el director técnico catalán puso de ejemplo negativo al conjunto azulgrana cuando se le pidió explicación en rueda de prensa sobre los más de 300 millones de euros que su City ha invertido desde que él ocupa el banquillo del Etihad Stadium, en el verano de 2016.

"Algunos gastan 300 millones en dos jugadores, en cambio nosotros compramos a seis con ese dinero", señaló #Guardiola, de acuerdo al diario Sport.

Evidentemente, el preparador que conquistó en dicho rol las Champions con los culés en 2009 y 2011, hacía alusión a la institución de la ciudad condal, que ató al extremo francés Ousmane Dembelé por 145 "kilos" en agosto, y al mediapunta brasileño Philippe Coutinho [VIDEO], a inicios de este año, a cambio de 165, convirtiéndolo en el fichaje más caro de su historia.

Vale recordar que los "Sky Blue" se hicieron con los servicios de Laporte hace un par de días por 55 millones de euros; incluso fue el propio zaguero galo quien pagó la cláusula de rescisión en la Liga española.

Además del ya ex defensor del Athletic, el cuadro ciudadano había fichado en junio pasado al portero brasileño Ederson, del Benfica, gracias a 40 "palos" y al lateral izquierdo francés Benjamín Mendy, del Mónaco, por 35, en tanto que un mes después adquirió al lateral derecho Kyle Walker, del Tottenham, cortesía de 57 millones, en lo que significa la retaguardia de mayor valor económico del planeta.

El Barça demandado por Neymar

Por otro lado, el diario El Mundo reportó que Neymar [VIDEO] Jr ha interpuesto una demanda judicial contra el Barça motivado a la falta de su segunda prima a raíz de renovar su contrato con los azulgranas antes de marcharse al PSG.

El citado rotativo agregó que la estrella brasileña del club parisino reclama 26 millones de euros, aunado a 10% de intereses, recordando que había firmado una extensión laboral con el Barcelona en octubre de 2016, a lo que la institución catalana ha contraatacado exigiendo ante el Juzgado de primera Instancia 75 "kilos" de parte del mediático atacante, de quien consideran que incumplió con su acuerdo.

De esa manera, la polémica Neymar-Barça pica y se extiende, a tal punto que podría tener un capitulo más explosivo en el próximo verano si el crack paulista aterriza en el Real Madrid, como apuntan algunos sectores. #Barca #Fichajes