Se suele pensar en los museos [VIDEO] como lugares aburrídisimos y llenos de pinturas, esculturas u otras obras que no todos se toman el tiempo de apreciar. Sin embargo, en nuestra época contemporánea hemos aprendido que el concepto de museo se puede aplicar a todo tipo de cosas.

Así, encontramos algunos que son mucho más recreativos, desde los que están dedicados a temas como la música o el cine, hasta los que están hechos para niños y son completamente didácticos.

El museo que vas a ver a continuación, ha sorprendido (y asqueado) a muchas personas. Sin embargo, se toma muy en serio el tipo de exposiciones que en su interior alberga y nunca faltan quienes quieran hacerle una visita.

El único museo en el que encontrarás todo tipo de heces

El National Poo Museum, es un recinto que se encuentra en Wight, una pequeña isla situada enfrente de Inglaterra. Inaugurado en el 2016, su acto de apertura no contó con la icónica cinta roja frente a las puertas de entrada, sino más bien un trozo de papel higiénico. Tenían que encontrar algo acorde con el tipo de lugar.

En el interior, se hayan en exhibición toda clase de excrementos perfectamente conservados: heces de bebé, de perro, de gato y hasta de palomas.

Cada una sido colocada en el interior de una esfera de resina para conservar su forma. Increíble pero cierto.

Al ver este tipo de demostración, muchos curiosos se han preguntado, ¿por qué hacer un museo sobre esto? Parece una broma de mal gusto o un desesperado intento por atraer más turistas.

Sin embargo, la web del museo deja muy en claro la importancia de exhibir una sustancia que, de pequeños, hasta puede deleitarnos; pues es bien sabido que la repugnancia que sentimos hacia ella se aprende cuando nos hacemos mayores.

Como todo buen establecimiento cultural, el National Poo Museum también dispone de su propia tienda de souvenires. Un apartado en el que puedes comprar recuerdos como réplicas plásticas de excrementos, y otros objetos relacionados como tazas de baño.

En Italia también tienen su propio museo de excrementos

Si abrir un museo dedicado a este tema te parece una locura, espera, pues resulta que no es el único que existe en el planeta. En Italia podemos encontrar el famoso "Museo da Mierda", abierto por el empresario Locatelli.

Aquí la cosa es más cultural, pues se exhiben desde fotografías y dibujos de heces hasta auténticos cuadros pintados con excrementos, resinas y pigmentos.