A la semana de haber finalizado las fiestas navideñas se está conociendo el efecto que ha generado en la evolución de la pandemia de la COVID-19. Según el último informe llevado a cabo por Sanidad, se pone de manifiesto que en estos momentos existen cinco comunidades autónomas que están situadas en la zona de riesgo extremo. Se trata de los territorios de Madrid, Cataluña, Comunidad Valenciana, La Rioja y las Islas Baleares, que juntos agrupan a más de 20.000.000 de ciudadanos.

Estos datos, en cualquier caso, reflejan que la relajación que se ha producido en Navidad ha propiciado que aumente el número de casos de infectados por este virus de las vías respiratorias, con una incidencia que, según las autoridades sanitarias, puede llegar a ser muy preocupante si no se corta la expansión del patógeno en las próximas semanas.

Los contagios no tienen que ver con la cepa inglesa del virus

Ante este escenario que se presenta en la segunda semana del año, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, ha puesto de relieve que la pandemia está en estos momentos en una fase ascendente, al constatar que “hemos vivido unas vacaciones por encima de cómo debería haberse hecho”.

De esta manera, ha recalcado “que estamos viendo los efectos de estas actuaciones en las fiestas”, a pesar de que ha descartado que este aumento en los datos de contagios tenga que ver con la cepa inglesa del virus.

Todo, una vez que la OMS ha anunciado que esta ola de la pandemia no será la última.

Fernando Simón adelanta que vienen semanas muy complicadas

De todas formas, el máximo responsable del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias ha incidido en que “vienen unas semanas muy complejas en la evolución de la enfermedad”.

Y advierte de que este aumento en los contagios de la COVID-19 se mantendrá al menos durante los próximos 15 días.

Eso sí, por el momento, no lo ha vinculado con una tercera oleada del virus. Asegura, por el contrario, afirma que es una consecuencia de la relajación que se ha producido en las fiestas de Navidad. A pesar de todo, desde el Gobierno de España no se contempla otro confinamiento domiciliario.

'Filomena' ha producido un cierto retraso en la vacunación

Desde el punto de vista positivo, destaca el hecho de que hay un total de 128.115 personas que han recibido la primera dosis de la vacuna contra la COVID-19 desde el pasado viernes, dentro de un contexto muy complicado debido a la irrupción de la borrasca 'Filomena', que ha dejado a algunas comunidades autónomas inmovilizadas por la gran nevada que ha sorprendido a todos.

En este sentido, Fernando Simón ha expuesto en su habitual rueda de prensa que esta incidencia meteorológica ha podido generar “cierto retraso en el proceso de vacunación", pero sin un impacto significativo sobre las previsiones iniciales de las autoridades sanitarias.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!