En el noreste de China, específicamente en Jilin y Heilongjiang, se ha registrado una nueva cepa de la covid-19, pero a diferencia de los casos reportados el año pasado en la provincia Hubei, el virus ahora se estaría manifestando de forma distinta en los pacientes.

En este sentido, Bloomberg sostiene que, Qiu Haibo, médico y miembro de la Comisión Nacional de Sanidad y Salud de China, ha indicado que los estudios realizados a los nuevos contagiados arrojaron que la enfermedad dura ahora más tiempo en el organismo y las pruebas tardan más en dar negativo.

Además, el médico ha asegurado que esto dificulta una detención temprana de los casos.

Haibo ha explicado que la infección podría estar cambiando, haciéndose desconocida y complicando las cosas para erradicar el virus. "Preocupa que los pacientes infectados estén asintomáticos, señaló Haibo, quien estuvo inicialmente frente a los casos de Wuhan y ahora lo hace con esta nueva cepa.

Pacientes presentan fiebre y afectación en los pulmones

El especialista además ha explicado que en su mayoría, los pacientes no presentan fiebre, pero sufren fatiga o un poco de dolor de garganta y les estaría afectando los pulmones. Por su parte, en Wuhan, los pacientes vieron afectados muchos de sus órganos, presentaron fiebre y fatiga a menudo, pero las pruebas de ácido nucleico dieron negativas en una o dos semanas.

En la nueva cepa, estos resultados son mucho más lentos.

Mientras investigan la ciencia a fondo, los especialistas han manifestado que estos cambios podrían no ser significativos y que los resultados recientes se podrían deber a que ahora se examina a los pacientes desde una etapa anterior y con una táctica más profunda.

Provincias vuelven al confinamiento tras nueva cepa de la covid-19

China posee las pruebas más completas, aún cuando no ha podido contener la nueva cepa. Las autoridades sanitarias han dicho a la población que deben estar alerta porque el virus puede estar entre grupos familiares.

Al menos 46 casos han sido reportados en estás provincias, que ahora, ante la nueva cepa de la covid-19, han vuelto al confinamiento y otras medidas ante un posible resurgimiento de la enfermedad.

Aseguran que se necesitan convicciones contundentes antes de concluir si el virus está o no cambiando y de forma distinta en esta región de 100 millones de habitantes.

Advertencias de la OMS sobre posibles nuevos brotes

Recientemente, la Organización Mundial de la Salud (OMS), alertó que el Coronavirus podría quedarse unos cuatro años en la población e invitó a los gobierno del mundo a trabajar en mejores sistemas de salud, reseñó El Mundo.

También advirtió que un segundo o tercer brote podría ser mucho más perjudicial que el primero que, por ahora, ha contagiado a 5.015.676 de personas y se ha cobrado la vida de, al menos, 325.509 personas en el mundo entero.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!