Un estudio en fase preliminar ha demostrado que los casos leves de Coronavirus producirían inmunidad. De llegar a confirmarse esta noticia, implicaría que las personas que ya han pasado la enfermedad pueden volver a tener su vida normal sin ningún tipo de miedo al contagio.

Los casos más leves de coronavirus generarían anticuerpos durante un período de tiempo

Un estudio del prestigioso centro hospitalario Monte Sinaí de la ciudad de Nueva York (aún está pendiente de realizarse una última revisión por parte de toda la comunidad científica), concluye que la mayor parte de los casos de COVID-19 a nivel level generan anticuerpos durante un tiempo, lo que podría permitir a las personas que han sufrido la enfermedad volver a su vida normal sin ninguna clase de miedo al contagio del coronavirus.

El estudio ya ha sido publicado, el texto preliminar, en la revista MedRxiv y en él han trabajado un total de quince científicos que forman parte de la plantilla el prestigioso hospital, entre ellos, el director de la propia investigación, el patólogo de nacionalidad española Carlos Cordón-Cardó.

En la investigación se han estudiado un total de 1343 personas que han dado positivo en coronavirus (o se sospecha que lo sufrieron)

La investigación se realizó a partir de una muestra de 1343 personas candidatas que habían pasado el coronavirus o creían que habían sufrido la enfermedad (hay que recordar que al principio de la crisis sanitaria, uno de los grandes problemas fue la falta de test que corroborasen el número real de personas infectadas). Las conclusiones del estudio son claras: la mayor parte de las personas que habían sufrido un caso leve de coronavirus habían generado anticuerpos durante un período de tiempo, lo que había permitido que estas personas pudieran volver a su vida normal ya que no tienen miedo a la enfermedad al no existir riesgo de contagio.

Los anticuerpos estudiados podrían ayudar en la lucha contra la expansión del coronavirus

El estudio ha estado centrado en personas que han estado infectadas (confirmadas o que han estado bajo sospecha) del virus SARS-CoV-2 y que fueron examinadas a través de la prueba PCR para poder detectar la presencia del genoma del virus y a través de un ensayo “inmunoabsorbente” que está ligado a enzimas para poder detectar la presencia de un tipo de anticuerpos que ayuden a luchar contra la expansión del SARS-CoV-2.

El resultado fue claro: todos los pacientes, menos tres, que habían confirmado haber sido infectados por SARS-COV-2 seroconvirtieron. Mientras que en el caso de los pacientes que se sospechaban que habían padecido el virus, solo el 36,4% de los casos se seroconvirtieron.

Los datos recopilados en el primer grupo, el de aquellos que han confirmado padecer el virus, revelan que el 98% acabó generando anticuerpos, aunque no se sabe por cuanto tiempo.

En este tipo de casos, la positividad en las pruebas PCR se detectó después de 28 días tras la resolución de los diversos síntomas que presentaban.

Tras este estudio, los científicos del prestigioso Hospital Monte Sinaí han llegado a una conclusión bastante clara: la mayor parte de los pacientes que fueron confirmados con el virus COVID-19 lograron seroconvertirse, lo que les proporcionará inmunidad de manera potencial ante una posible reinfección del coronavirus.

Ante la no existencia de una vacuna para luchar contra la pandemia del coronavirus, son varios los estudios en varias partes del mundo los que buscan una solución ante la expansión del virus. Además, personas expertas en epidemiología, como el propio Fernando Simón, temen un rebrote del virus que podría causar más muertos.

Por esa razón, todo lo que funcione para parar al virus será bienvenido por parte de la comunidad médica.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!