Una vez más, la SATSE (Sindicato de Enfermería) reclamó a la consejería de Sanidad, después de conocerse el suceso de La Paz, un informe urgente de las condiciones de las instalaciones hospitalarias, para saber realmente el estado de todos los hospitales y cuáles serán las propuestas para que acontecimientos como estos no se repitan de nuevo.

Y es que, a principios de este mes, el consejero de Sanidad, Jesús Sánchez Martos, informaba de que se invertirán 130 millones de euros hasta 2019 en mejorar las infraestructuras de los hospitales madrileños, alguno de los cuales lleva en pie más de cincuenta años, y destinará el 63,15% (82 millones de euros) a los cuatro más significativos de la Comunidad: La Paz, Gregorio Marañón, 12 de Octubre y Ramón y Cajal.

Anuncios
Anuncios

La madrugada de jueves nos sorprendía con dos pacientes heridos en la planta de cardiología del Hospital Universitario La Paz tras derrumbarse encima un falso #Techo de escayola. Según el tercer Monitor de Reputación Sanitaria, La Paz es uno de los centros más reputados de la capital española. En la habitación sólo se encontraban los enfermos durmiendo, ni equipo sanitario ni familiares, que han resultado heridos de levedad. Los restos de techo cayeron a los pies de la cama de uno de ellos, como ha informado Cadena Ser.

Por desgracia, no es la primera vez que incidentes como estos ocurren en alguno de los hospitales públicos de #Madrid. Hace un mes, aproximadamente, también un techo se desprendió del Hospital Gregorio Marañón. Esta vez no hubo afectados gracias a las enfermeras, que pudieron sacar a los pacientes a tiempo de la habitación.

Anuncios

Ese mismo fin de semana estallaba una tubería en el Hospital 12 de Octubre en la zona de urgencias, llenando toda la planta de agua caliente y residuos.

Mientras tanto, Cristina Cifuentes, presidenta de la Comunidad de Madrid, ha preferido quitarse el “escombro” de encima y culpar a la que también fuera presidenta de la comunidad, Esperanza Aguirre, por su mala gestión y sus recortes en Sanidad, reduciendo el “mantenimiento preventivo” al mínimo y subcontratando a empresas externas para no arreglar los problemas de raíz e ir reparando los desperfectos según se vayan produciendo, haciendo a pacientes y personal lidiar con ellos todos los días. #Salud