Anuncios
Anuncios

De nuevo Arturo Pérez Reverte, parece que no contento con los zascas que le dio a Gabriel Rufián ahora ha decidido que su próxima víctima sea la alcaldesa de Barcelona #Ada Colau, que estos últimos días está siendo la principal protagonista de la polémica.

Este escritor suele mantener debates en particular con gente simpatizante de la izquierda y en esta ocasión a través de su cuenta de Twitter ha dejado a los pies de los caballos a Ada Colau.

Humillación a dos bandas

El escritor y periodista se convirtió en noticia este pasado sábado,asegurando en el programa de La Sexta Noche que Gabriel Rufián era la típica persona a la que parecía que hacían bullying en el colegio cuando era pequeño, algo muy criticado por supuesto en el bando independentista.

Anuncios

El propio aludido salió a responder a Pérez Reverte diciendo que en verdad nunca había sufrido acoso escolar durante su infancia, pero que hablar tan frívolamente y de esta manera del bullying le parecía completamente miserable [VIDEO].

Ada Colau, alcaldesa de Barcelona y foco de la polémica desde que acudió a Sálvame, que por cierto también fue muy criticada ya que algunas se pensaron que contó que había tenido una novia italiana nada más que por hablar de su vida privada, por abrirse y así pretende rascar votos de donde fuese, salió a la defensa de Gabriel Rufián diciendo que discrepaba en muchas cosas con el político de Esquerra Republicana pero que aquí tenía su apoyo incondicional y que Pérez Reverte debería de pedir disculpas a las víctimas del acoso escolar por atreverse a frivolizar de un tema tan delicado como ese.

Anuncios

Arturo Pérez-Reverte: Ada Colau es una mujer inculta

A lo que #pérez-reverte no se quedó callado y le contestó en el mismo tono diciéndole que nadie le había dado vela en ese entierro y que se fuese a hacer su demagogia barata a otro sitio, ya que aquí nadie la había invitado y que por supuesto ni se le ocurriera utilizarlo para una basura político-folclórica como era la que ella estaba haciendo ver a España a su opinión.

Un poco más tarde, el escritor, como si fuese poco todo lo que le había dedicado en el anterior tuit alcaldesa de Barcelona, añadió que Ada Colau era una mujer inculta que además, poseía poca comprensión de lo que oía y veía (si es que había visto la entrevista en la que le dedicaba esas palabras a Gabriel Rufián) y no con poca ironía le pidió que ese tipo de demagogias las utilizase para programas como Sálvame o para rentabilizar su negocio dentro de la política.