Tesla sigue llegando a más sectores del mercado del automóvil, en este caso afronta con decisión un segmento que puede darle muchas satisfacciones y es el de los usuarios que demandan un vehículo potente, limpio que responda a la demanda de los países que curiosamente son la mayoría de sus principales compradores, Usa, Canadá, Escandinavia...

El modelo 85-D es la respuesta y su tecnología para llevar la tracción a las cuatro ruedas consiste en añadir un segundo motor más pequeño en el tren delantero para que así los dos trenes tengan tracción. Esto hace que se reduzca sensiblemente la capacidad del maletero delantero pasando a 85 litros.

Anuncios
Anuncios

Algo meramente testimonial, ya que en la parte trasera tiene 750 litros.

2 Versiones

Las dos alternativas que ofrece Tesla a sus compradores son, el 85D básico que con el sistema bimotor rinde 380 cv en su totalidad y que con seguridad será el más vendido. La versión P85D ofrece un torrente de potencia. 476 cv en el tren trasero y 224 al delantero, lo que da como resultado una potencia semejante al Aventador de la firma Lamborghini.

El rasgo diferenciador de Tesla, es que ofrece la posibilidad de tener la máxima potencia desde la primer momento, pasando de 0 a 100 en poco más de 3 segundos. La velocidad del nuevo modelo se ha limitado automáticamente a 250 km/hora.

El nuevo Tesla S 85D parte de un precio de 100.500 euros que si bien lo pone fuera del alcance de muchos bolsillos puede alcanzar un nivel considerable de ventas en varios mercados con un nivel adquisitivo alto y a los que un vehículo espacioso y de potencia como este puede ser una magnífica alternativa a las marcas tradicionales.

Anuncios

Tesla además de este nuevo producto sigue trabajando principalmente en las baterías y conseguir una mayor autonomía sin dejar a un lado conseguir vehículos de altas prestaciones. Lo malo es el alto precio que lo aleja para la mayoría del público, pero de momento esta tecnología es bastante cara como para abaratar los precios. Esperemos que en un futuro la automoción se vaya beneficiando de los progresos de la marca norteamericana.