Al igual que en el mundo imaginario de Harry Potter si nombrabas al innombrable Voldemort la gente caía presa del miedo, si nos trasladamos a nuestra realidad si pronuncias la palabra banco es muy posible que se dibuje una mueca de terror en la cara de la persona con la que estés dialogando. Ya que hoy en día te acuestas con la noticia de que un banco cierra día tras día.



El siguiente banco en proceso de hundimiento en nuestro país es el Banco Madrid, los administradores designados provisionalmente a cargo del banco se han visto obligados a solicitar el concurso de el concurso de acreedores o conocido anteriormente como suspensión de pagos y han detenido por completo la operativa de la entidad, filial española de Banca Privada de Andorra. Toda esta decisión se ha realizado con velocidad debido a la intervención de BPA acusada por Estados Unidos de ser el vehículo por el cual las grandes entidades del crimen organizado blanqueaban sus capitales.

El Banco de España se ha pronunciado al respecto con unas declaraciones que justifican la suspensión de pagos "Esta decisión responde al fuerte deterioro de la situación financiera de Banco de Madrid, S.A. como consecuencia de las importantes retiradas de fondos de clientes que se han producido y de los últimos acontecimientos conocidos, que han afectado a su capacidad para hacer frente al cumplimiento puntual de sus obligaciones"


Es bien sabido en economía que no hay banco que resista a la desconfianza de sus clientes, y menos aun si estos últimos se deciden a sacar cada ahorro que tengan en dicho banco. Ahora que el banco ha solicitado el concurso de acreedores se ha tranquilizado a los clientes asegurando que los depósitos realizados serán garantizados por el Fondo de Garantía de Depósitos de Entidades de Crédito hasta un tope limite de 100.000 euros por titular de cuenta. Todo esto pendiente de la aprobación de la garantía que se hará lo antes posible para asegurar el dinero de los clientes, pero bien es sabido que en temas administrativos los tramites suelen demorarse en el tiempo, y es difícil tranquilizar a un cliente que cree que va a perder todo su dinero. Los titulares de valores que hayan realizado su deposito en Banco Madrid también verán como sus depósitos y según ha confirmado el Banco de España dispondrán del derecho de separación en los términos establecidos en la normativa vigente.



La Banca Privada de Andorra sigue inmersa en una operación policial contra todos sus gestores, y la fiscalía ha hecho que procedan con dos detenciones más que sumada a la entrada en prisión el viernes del consejero delegado, Joan Pau Miquel Prats suponen otro duro golpe para el ya casi inexistente orgullo de la entidad.


Y la otra cara de la moneda seria que la BPA tiene previsto levantar el veto que limitaba a 30.000 euros la salida de efectivo y hasta 50.000 euros las transacciones internas entre bancos andorranos,y las operaciones con bancos fuera del país. El futuro de ambas entidades es oscuro y dista mucho de tener solución a corto plazo generando incertidumbre habrá que esperar a ver como se desarrolla la situación a lo largo de las próximas 2 semanas.