El pequeño, de tan solo 8 años de edad, fue encerrado en el garaje porque sus padres lo habían castigado. Una hipotermia acabó quitándole la vida. Sus padres son una pareja que la policía de Nueva York afirma que también maltratan a sus otros Niños. La causa de su muerte es una hipotermia, después de haber pasado toda una noche encerrado en el garaje del domicilio familiar.

Sus padres fueron los culpables de esa hipotermia

Thomas Valva pasó la noche encerrado en el garaje de su casa, luego de que los padres quisieron castigarlo. Es invierno y las noches en Nueva York son muy frías. Está de más decir que el garaje no contaba con ningún tipo de calefacción para que al menos el pequeño pudiera calentarse.

Los hechos sucedieron en Long Island, que es un conocido barrio situado en la ciudad de Nueva York. Las autoridades están consternadas. Sabían desde hace tiempo que maltrataban a sus hijos, pero no había pasado ningún hecho tan grave como ha pasado ahora con Thomas, y no podían indagar en la situación, aunque sí deberían haber puesto el tema en manos de los servicios sociales hace mucho.

Sus padres quisieron alegar que la culpa había sido de una caída accidental y no de una hipotermia

No contentos con también maltratar a sus otros cinco hijos, Michael Valva y Ángela Pollino, los progenitores del menor, quisieron hacer creer a las autoridades neoyorqinas que el niño había fallecido a causa de una caída que le había hecho perder el conocimiento completamente.

Algo que no les sirve de nada decir, ya que la autopsia que le ha sido realizada al pequeño Thomas demuestra y confirma absolutamente todo lo contrario.

La policía abrió la investigación cuando se enteró de que el pequeño había fallecido en el hospital. El padre de Thomas estaba intentando reanimarlo, y eso es lo que la policía se encontró cuando llegó al domicilio familiar pocos minutos después de la llamada de los padres.

El menor fue trasladado al hospital comunitario de Long Island rápidamente, aunque ya no se pudo hacer nada para salvarle la vida y hacer que se recuperara de la hipotermia.

Michael y Ángela tenían como costumbre aplicarles a sus hijos castigos como dejarles sin comer y someterlos a temperaturas extremadamente altas.

Al final, todos los hechos han tenido graves consecuencias. Los demás hijos de la pareja están ahora tutelados por los servicios sociales de Nueva York. Ambos tienen 40 y 42 años respectivamente, y ahora mismo se encuentran detenidos y a la espera del juicio que les dictará sentencia.

El pequeño Thomas nos abandonó a causa de una hipotermia y era autista

El pequeño de 8 años padecía autismo y aun así, sus padres no dudaron en dejarlo una noche entera encerrado en el garaje, sin calor, comida ni agua, para que al menos pudiera sobrevivir.

Fueron los padres de Thomas quienes hallaron el cuerpo del pequeño sin vida en el garaje, a la mañana siguiente de haberlo dejado encerrado solo. Ellos mismos se hicieron los locos llamando en el mismo instante a la policía y comunicándoles que el niño había sufrido una caída que le había hecho perder totalmente el conocimiento, no queriendo revelar que había sido causa de una hipotermia al haber pasado tantas horas encerrado.

En la casa de la familia había cámaras, y la policía decidió acceder a las grabaciones de estas, para acabar de desmentir lo que los progenitores les estaban contando. En las grabaciones pudieron ver con claridad cómo la pareja imponía fuertes castigos a sus hijos, vieron como los dejaban sin comer y cómo los tenían pasando frío. Antes de ser detenido, Michael Valva, el padre de Thomas, era policía. Se le expulsó del cuerpo inmediatamente, le suspendieron el sueldo y le quitaron el arma reglamentaria.

Sigue la página Televisión
Seguir
Sigue la página Parejas
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!