Pheeraphat Sompiengjai es uno de los chicos que se encuentra atrapado en la cueva, cumplió 16 años el pasado 23 de junio cuando desapareció con sus demás compañeros de fútbol y su entrenador al quedarse encerrado por la inundación consecuencia de una fuerte tormenta. "Estoy bien no se preocupen por mi" fue el mensaje que le hizo llegar a sus padres

Entrega de cartas a los familiares por parte de los voluntarios

Los equipos de voluntarios hicieron entrega de unas cartas que los Niños redactaron para darles tranquilidad y esperanza a todos sus amigos y familiares quienes se mantienen esperando a las afueras de la cueva con tristeza y preocupación, dichos mensajes fueron publicados en la cuenta de facebook de los buzos militares Tailandeses. En esas notas manifiestan que se encuentran bien, sanos y salvos gracias al equipo de socorristas.

El entrenador pide disculpas a los familiares de los niños

Por su parte el entrenador de los niños que al inició fue fuertemente criticado por llevar a los menores hasta el interior de a cueva agradeció por el apoyo y pidió disculpas a los padres de los menores. Les ha enseñado como beber agua limpia, y a racionado los alimentos que llevaban, los padres manifestaron no estar molestos con él sino que por el contrario muy agradecidos por cuidar de esa manera a los niños.

Un futuro incierto

A pesar de todas las manos que están ayudando en el rescate, el futuro de esos niños se mantiene incierto. Las autoridades han estado trabajando para disminuir las condiciones de riesgo en la cueva para crear un ambiente más seguro y poder sacarlos del lugar lo más pronto posible.

Además de la lluvia que podría inundar nuevamente el interior de la cueva, otro de los factores de riesgo es la pérdida de oxígeno, sobre todo después del conocimiento de la muerte de uno de los voluntarios, ex militar de la marina. Por lo que han estado colocando oxígeno y sacando la mayor cantidad de agua posible antes de que llegue otra tormenta.

Niveles de oxígeno

Ayer el nivel de oxígeno pasó de 21% a 15%, si llegara a estar por debajo de 12% podría afectar a las personas que se encuentra en la cueva, sumado a la acumulación de dióxido de carbono. Han retirado a muchas personas y solo están trabajando con las estrictamente necesarias para que eso no ocurra.

Siguen considerando dos alternativas, una sacarlos buceando y la otra es encontrar un espacio donde puedan hacer una salida taladrando las rocas de la cueva.

Las fuertes lluvias aparecieron cuando estaban en el interior de la cueva entrenando, por ese motivo se bloqueo la salida y no pudieron escapar.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más