Las ganas de ser cada vez más popular, más famosos y el ansia de llegar a tener miles de seguidores ha traspasado los limites sociales. Es más fácil echar los valores por la borda para hacer un vídeo viral, que hacer lo correcto. Miles de vídeos en las redes sociales de personas peleándose, pero muy pocas que se tomen el tiempo para controlar la situación, en vez de grabarla. Aunque, en el caso del youtuber Reset al parecer la ley se impondrá ante su insensibilidad e inconsciente actitud.

Solo una "broma"

El verdadero nombre de este joven es Kanghua Ren y lo quieren sentenciar a dos años de prisión, más una multa de € 30,000 por darle Oreos alteradas a un hombre indigente de origen rumano de 52 años conocido como "Gheorge L".

El hecho ocurrió en Barcelona, España, donde el joven de origen chino le cambió la crema dulce de las famosas galletas por pasta de dientes. Con este vídeo logró ganar más de € 2000 con la publicidad.

De acuerdo con el diario The Telegraph , el joven hace comentarios irónicos sobre la higiene del vagabundo, dice que su broma tiene un lado positivo, ya que le ayudará a limpiarse los dientes y supone que el señor no lo ha hecho "desde que se hizo pobre". A Ren no le bastó con un filmar un solo vídeo, sino que al siguiente día regresó para preguntarle a Gheorge L. si le habían gustado las galletas, a lo que el indigente respondió que se había enfermado a los 5 minutos de ingerirlas y vomitó. Gheorge L. después del incidente temía por su vida, porque no conocía a la persona que le había proporcionado las galletas.

El vídeo fue borrado de la plataforma por YouTube después de todas la críticas y denuncias por parte de la gente. Ren intentó defender sus acciones y dijo que si Gheorge L. no fuera una persona sin hogar y a nadie le importaría. Además, agregó que la gente es muy exagerada por las bromas hacia un mendigo, cuando seguramente si hace lo mismo, pero a una persona "normal" no dirían nada.

Ayuntamiento de Barcelona involucrado

En incidente pasó a mayores cuando el Ayuntamiento de Barcelona se involucró en la situación, ya que el youtuber planeó volver a visitar a Gheorge, pero esta vez para pasar la noche. Un espectador al tanto de la situación intervino y llamó a la policía. Se presume que Ren intentó pagarle al indigente €300 para que se quedara callado.

Pero el joven no corrió con mucha suerte y Gheorge declaró en la policía, alegando que nunca antes lo habían tratado mal y las personas siempre se portaban bien con él.

Esta no es la primera vez que le Ren hace un acto como este. De acuerdo con el diario The independent, el joven había subido un vídeo anteriormente de él mismo ofreciendo sándwiches rellenos de popó para niños y ancianos. El video también ha sido eliminado de YouTube. Se presume que el youtuber hace este tipo de comportamiento para aumentar sus ingresos. Pero hasta ahora, Ren ha perdido una sociedad con una compañía de publicidad debido a sus acciones.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!