Irene Montero, la ministra de igualdad y pareja del vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, ha reaparecido esta tarde en el espacio televisivo de Sálvame, donde ha sido entrevistada y se ha pronunciado sobre algunos temas de actualidad política y social, entre ellos, el 8 de marzo, el aumento en las llamadas al 016 e incluso su relación con el político y compañero de partido, Pablo Iglesias.

Después de los rumores que apuntaban a que la pareja, padres de tres hijos habían puesto punto y final a su relación con una separación durante el COVID-19, Irene Montero lo ha desmentido en el espacio televisivo del corazón donde ha entrado por video llamada.

Irene Montero zanja los rumores de separación

De esta forma, la política, que lleva desde el pasado 11 de marzo confinada por dar positivo en COVID19, ha hablado en Sálvame sobre cómo está llevando la cuarentena y la ministra de igualdad ha confirmado que ha vuelto a dar positivo por tercera vez en coronavirus, por lo que seguirá estando aislada.

Sin embargo, pese a los pronunciamientos políticos y sociales de Irene Montero, la número dos de Unidas Podemos ha hecho especial hincapié en lo buena que es su relación con su pareja, Pablo Iglesias durante el confinamiento. De hecho, Irene Montero ha admitido que lo primero que hará tras el confinamiento es acudir al teatro con su pareja.

Pablo Iglesias, implicado junto a Irene Montero en el cuidado de los hijos

La número dos de Unidas Podemos ha tenido unas bonitas palabras para Pablo Iglesias, de quien admite que comparte las tareas del hogar y de la crianza de los hijos con ella, por lo que se siente muy afortunada pese a que considera que las mujeres tienen más peso en el hogar que los hombres.

Por otro lado, ha admitido que echa de menos a las abuelas, que iban a la casa cuando podían y ahora no pueden acudir, por lo que, ahora hacen malabares con tres niños pequeños y una de ellas, lactante. Y es que, Irene Montero y Pablo Iglesias se convirtieron en padres hace apenas unos meses de su tercera hija, Aitana.

Por otro lado, Irene Montero ha admitido que está deseando reincorporarse a sus labores como política, pues desde el día 11 de marzo, está confinada por haber dado positivo aunque confiesa que no tiene síntomas y los que ha tenido, han sido muy leves, por lo que se considera una afortunada.

Tras el rechazo y polémica surgida a raíz de la manifestación convocada el pasado 8-M, Irene Montero admite que no es momento de pedir responsabilidades y cuando todo pase, corregirán los errores para que no pasen más, pero admite que no tuvieron información en ese momento y siempre se dejaron aconsejar por los expertos.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Podemos
Seguir
Sigue la página Sálvame
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!