Bernardo Montoya, el presunto culpable de la muerte de la joven profesora Laura Luelmo, tendrá que enfrentarse en un careo a su exnovia el próximo 16 de mayo. Ambos lo realizarán a través de una videoconferencia, ya que ella está cumpliendo condena en la prisión onubense de La Ribera, mientras que Bernardo Montoya está en prisión provisional en el centro Sevilla II, en la localidad de Morón de la Frontera.

Dicho careo tendrá lugar el 16 de mayo y la hora ya ha sido fijada: 10:30 horas

Según ha explicado el abogado defensor de Montoya, Miguel Rivera, en esta comparecencia Montoya va a ratificar, de manera íntegra, la última versión que realizó en sede judicial el pasado día 4 de abril cuando declaró a través de una videoconferencia para cambiar completamente su versión sobre los hechos que tuvieron lugar -en un primer momento, declaró que él había sido el responsable de la muerte de Laura Luelmo- y, ahora, acusa de todo a la que era su novia.

El abogado defensor de Bernardo Montoya habría preferido que el careo hubiera sido de manera “presencial” en los Juzgados situados en Valverde del Camino, donde estarán presentes las diferentes partes que forman parte del proceso, y no sabe si la exnovia de su cliente va a contestar a las preguntas que le van a realizar, pues está en su derecho legítimo de no contestar a absolutamente nada.

Según publica el periódico Huelva Información, el presunto responsable de la muerte de Laura Luelmo va a intentar demostrar que la verdadera asesina fue su expareja, que con la ayuda de un martillo, acabó con la vida de la joven y ambos se ocuparon de hacer desaparecer el cuerpo en un paraje muy próximo a la localidad de El Campillo, en Huelva, donde tuvieron lugar los hechos investigados.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Televisión

También le ayudó a ocultar el arma con la que había terminado con la vida de la profesora y su teléfono móvil.

Esta noticia se une a la de la admisión a trámite de la petición presentada por el abogado defensor para poner en libertad a Bernardo Montoya, ya que hubo un error técnico y no se grabó la primera declaración del propio acusado en el Juzgado de Instrucción número 1 de la localidad de Valverde del Camino, justo cuando el Montoya habría confesado el crimen.

La declaración no se grabó de manera adecuada, ya que se cometió un error a la hora de conectar el cable del audio al equipo informático

El abogado defensor, basándose en la nueva Ley Orgánica del Poder Judicial y a los cambios que se llevaron a cabo en la Ley de Enjuiciamiento Criminal, indica que las transcripciones ya no son válidas, ya que es un medio anticuado.

Todo el suceso tuvo lugar el pasado 12 de diciembre, cuando la joven profesora Laura Luelmo, que acababa de ocupar una plaza de profesora en el instituto de la localidad de Nerva, desapareció.

El día 17 el cuerpo apareció con signos claros de violencia. La persona sospechosa de los casos y detenido el día 18 fue el vecino de la joven, Bernardo Montoya.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más