2

Hace ya casi una semana que ronda en muchos medios de televisión, revistas y en la red ese vídeo vergonzoso para la #Casa Real donde vemos la actitud desafiante que muestra la reina #Letizia Ortiz a su suegra la reina emérita Doña Sofía. También se ven en las secuencia como la #princesa Leonor [VIDEO] quita de manera brusca la mano de su abuela, gesto que muchos han catalogado como grotesco, de mala educación y con nulo respeto de la futura reina de España hacia los mayores.

La princesa Leonor siempre ha estado muy correcta en sus apariciones publicas:

Ante los medios la princesa Leonor [VIDEO], siempre ha estado muy correcta y con el último reportaje televisado no hubo nada que criticar a la futura reina de España.

La sobreprotección de su madre por su imagen, su educación y hasta la alimentación no daba motivos para ser reprobada, sin embargo el pasado acto en la Catedral de Palma ha hecho que la pequeña también este siendo motivo de fuertes críticas.

La mala relación de la Reina Letizia con su familia Política es evidente

Toda la secuencia ha sido objeto de miles comentarios y han salido a la luz otras fotos donde se deja ver que desde hace unos meses o años la relación de las reinas no es tan cordial como se le hace ver al pueblo español, se dice que esconden tras las puerta del palacio una realidad muy opuesta, existen rumores muy acertados donde se ve claramente como la reina Letizia intenta desmarcarse por completo de su familia política, actualmente la relación con Don Juan Carlos es nula [VIDEO], al punto que se ha sabido que la reina Letizia no entró en la habitación donde este se encuentra recuperándose de la operación de la rodilla del pasado fin de semana; por su parte con la Infanta Cristina la relación es inexistente y la relación de primos entre Victoria Federica (17 años) y Froilán [VIDEO] (19) con la princesa Leonor [VIDEO] (12) y su hermana es nula, no hay imágenes recientes de los primos juntos.

Estos detalles desvelan el teatro de la casa Real

Doña Letizia [VIDEO]ha protagonizado varios desplantes a sus parientess políticos sin justificar. Pero el acto en la Catedral de Palma desató una avalancha de comentarios hacia la #casa real y su popularidad se vio afectada negativamente de manera inmediata, por eso Zarzuela se apresuró a preparar la puesta en escena [VIDEO]y aprovechando la intervención de la rodilla a la que el Rey emérito Don Juan Carlos debía someterse el pasado sábado se inició el “acto teatral” a las puertas del hospital de Sanitas en La Moraleja.

El sábado los reyes Don Felipe y Doña Letizia llegaban al citado centro para visitar al monarca, con ellos se encontraba la Reina Sofía todos llegaban en un coche de gama alta conducido por el propio Monarca y para la sorpresa de muchos periodistas que fueron avisado pocas horas antes del evento fue la propia reina #Letizia Ortiz quien abrió la puerta del coche a #Doña Sofía en un gesto de sumisión que ha producido bastante asombro pero que era de esperarse por parte de la Casa Real. Sin embargo todo era demasiado forzado y aquí están los detalles:

  • El andar lento de la reina Letizia, dejando que su suegra vaya unos pasos por delante y quedando en un primer plano para los fotógrafos allí presentes.
  • El vestuario: Esta vez y como en muy pocas veces hemos visto a la reina Letizia sobrio y con zapatos planos.
  • Miradas amables por parte de Doña Sofía sin embargo las sonrisa de doña Letizia se ve muy fingida.
  • En la visita del domingo de las infantas al entrar al Hospital para visitar a su abuelo estaban de la mano de su abuela Doña Sofía, una a cada lado contrastando fuertemente con las imágenes de la Catedral.

La agenda de la Reina Letizia y Doña Sofía en los próximos días

Ciertamente para muchos las imágenes del pasado fin de semana ante los fotógrafos resultan forzadas y poco creíbles.

Sin embargo esta semana Doña Letizia tiene la agenda ocupada hasta el jueves con diferentes actos entre ellos deberá recibir junto con Don Felipe al príncipe Mohamed Bin Salman Abdullaziz, en Palacio Real se realizará un almuerzo y aquí podremos comprobar si la reconciliación pública entre las reinas es real o ficticio.