Sofía Suescun y dos influencers más han sido denunciadas por FACUA por presuntamente promocionar un producto con finalidad sanitaria, una práctica prohibida por decreto. Se trata de unos supuestos "leggins anticelulíticos" vendidos a través de una plataforma web que, gracias a su tejido y estructura, no solo combatiría este problema de piel, sino también ayudaría a reafirmar la figura física.

FACUA denuncia unos 'leggins anticelulíticos' promocionados por varias influencers

Se ha conocido que FACUA ha presentado una serie de denuncias ante una presunta publicidad ilegal referente a unos leggins que supuestamente tendrían propiedades anticelulíticas.

Estos estarían siendo comercializados por medio de una página web y, sobre todo, estarían siendo anunciados por diferentes personajes públicos, sobre todo influencers con gran presencia en Televisión. Según informa FACUA, los vendedores de dichas prendas aseguran que con ellas se puede "luchar contra la celulitis todo el día", así como tienen una supuesta estructura especial en su tejido que ayuda a combatir este problema dérmico y que "esculpen la silueta".

Sofía Suescun, Sandra Pica y Rocío Camacho habrían incurrido en una publicidad ilícita

Las influencers que constan en las denuncias son Sofía Suescun, Sandra Pica y Rocío Camacho. Las colaboradoras de Mediaset y la influencer en redes habrían participado en la difusión publicitaria de estos "leggins anticelulíticos".

Según FACUA, tanto Sofía Suescun como las demás habrían publicitado ilícitamente los "leggins anticelulíticos" en sus redes sociales.

Sandra Pica habría afirmado en las publicaciones que estas mallas "llegan a eliminar la retención de líquidos y la celulitis tres veces más rápido de lo normal". Por su parte, la hija de Maite Galdeano habría afirmado que "son anticelulíticos, drenan y son comodísimas".

Finalmente, Rocío Camacho también asevera que "hacen un efecto drenante y sirven como tratamiento contra la celulitis".

Personajes públicos no podrían publicitar productos con finalidad sanitaria

FACUA ha argumentado que desde el año 1996 está terminantemente prohibido que personajes públicos "anuncien productos, actividades o servicios con pretendida finalidad sanitaria".

Por ello, desde esta asociación que defiende los derechos de los consumidores se han presentado varias denuncias por presuntamente vulnerar un decreto sobre publicidad y promoción comercial de productos con una clara finalidad sanitaria, así como un presunto delito de publicidad engañosa al no estar demostrado que estos leggins produzcan el efecto que se sugiere.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!