El actor y monologuista Quique San Francisco lleva desde el 12 de enero hospitalizado en la planta de cuidados intensivos del Hospital Clínico de Madrid por una neumonía necrotizante que le impide respirar por sí mismo. Tras aproximadamente 40 días ingresado, el humorista se declaraba 'desesperado' por salir de allí. Esta enfermedad le obligaba el pasado mes de enero a cancelar la programación en varias ciudades de su obra 'La Penúltima'.

Aunque ya su estado de salud es notablemente mejor, el equipo sanitario no considera posible su traslado a planta ya que aún no puede caminar bien ni prescindir del respirador.

En todo caso se ha comunicado que esta complicación respiratoria no estaría vinculada a un posible contagio por coronavirus.

Fue ingresado de urgencia por una neumonía necrotizante

Un amigo del actor era el responsable de su traslado a la UCI ya que no podía respirar por este tipo de neumonía que además empeoró por una cepa de corte bacteriano. Su aparato respiratorio se veía agravado además por la nevada que cayó en Madrid provocada por la borrasca Filomena, lo que además dificultaba su traslado al hospital. Desde entonces Quique San Francisco ha conseguido recuperarse poco a poco y salir de la zona de peligro aunque para firmar su alta aún debe esperar el resultado de los últimos cultivos y pruebas para saber cómo están respondiendo sus pulmones, según él mismo declara a la prensa.

Los problemas de salud de Quique San Francisco

El actor y humorista ha tenido una vida dedicada a su profesión de manera plena. Ha sido el encargado de dar vida a personajes míticos en series clave de la historia de la televisión española como 'Cuéntame qué pasó', 'Aída' o 'Águila Roja'. También ha tenido gran protagonismo en el Cine, en obras fílmicas como 'Amanece que no es Poco' y habiendo sido nominado dos veces a los Premios Goya del Cine.

Esta soltura en el mundo de la farándula también le ha ocasionado varios problemas de salud.

Se conoce que el actor también ha compaginado su trayectoria profesional con una vida de excesos y el alcohol. Las drogas ya le habrían jugado alguna que otra mala pasada. También en 2002 sufría un accidente automovilístico que le dejaba en silla de ruedas durante año y medio, por lo que es normal que ahora en plena promoción de su nuevo trabajo esté ''desesperado'' por salir y retomar su actividad.

Enrique San Francisco, de 65 años, acababa de estrenar 'La Penúltima' con su sello de autor de humor ácido y gamberro, en la que actúa, dirige y se atribuye la autoría, pero cuyo éxito no puede disfrutar de manera plena a causa de esta enfermedad de la que, afortunadamente, ya se encuentra en proceso de recuperación.

Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!