Marta López ha vuelto a romperse En Directo durante la emisión de Ya es mediodía, programa en el que colabora tras ser preguntada por su opinión sobre el polígrafo de Efrén Reyero, su expareja. No es la primera vez que Marta rompe a llorar durante un programa en las últimas semanas, ya que tenía que abandonar el plató de La Casa Fuerte el día que Efrén era expulsado del concurso. Marta siempre ha sostenido que estaba abierta a una reconciliación y se ha mostrado tremendamente dolida con la situación.

El detonante ha sido ver las imágenes de Efrén en el polígrafo, donde ninguno de los dos salió bien parado.

En el programa de Telecinco se desvelaba que la había intentado usar mediáticamente. A esto se le suma que su familia no está atravesando su mejor momento, ya que su padre está enfermo y ninguno de sus hermanos puede ir a visitarlo por precaución.

Marta López confiesa que no puede más

Con la voz entrecortada por los nervios y entre lágrimas Marta decía que no podía más. Tras ser preguntada por si creía que Efrén era un necio, decía que era ella la que se sentía así y afirmaba que llevaba un par de días un poco fastidiada.

El revuelo mediático causado por su expareja parece estar haciendo mella en la colaboradora incluso después de haber roto todo contacto con él por causarle, según sus palabras en el polígrafo ''un daño irreparable'', tras hacerse público que existen grabaciones íntimas suyas que podrían salir a la luz en cualquier momento.

Sin embargo, ella sigue haciendo hincapié en que todos los recuerdos que tiene de él son buenos, y que aunque cada uno siga su camino, ella prefiere quedarse con eso, que todas las demás informaciones que han salido sobre él no se las quiere creer afirmando "Tenéis que entender que no puedo olvidar a una persona así''.

Un año fatídico para Marta López

Marta acuñaba sus lágrimas a que tenía un día malísimo, pero lo cierto es que lleva un año lleno de altibajos. Ahora mismo dice que todo el mundo le dice que no sea tonta, y ella se encuentra cansada con el tema defendiéndose diciendo "Es que no sé qué queréis que haga''.

Siendo protagonista del escándalo Merlos y posteriormente viéndose envuelta en los escándalos televisivos de Efrén, Marta se ha mostrado abatida también por los problemas de salud que atraviesa su padre, además dice sentirse sola porque no puede ver a su familia por este motivo, ni a sus amigas, por lo que solo va y viene a trabajar y pensaba pasar las navidades con Efrén ya que tampoco estará con sus hijos y se le augura una navidad en escasa compañía.

Por su parte, sus compañeros del programa le han brindado todo el apoyo y comprensión en estos momentos tan duros, mostrándose muy enfadados con Efrén.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
Sigue la página Parejas
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!