Desde que se cerrara el caso de la muerte de Mario Biondo en julio de 2020, su familia lleva intentando que se reabriera para que se llevara a cabo una nueva investigación. El objetivo de la familia del que fuera marido de Raquel Sánchez Silva es esclarecer las causas del fallecimiento de Biondo y poner fin a las distintas hipótesis que se barajan sobre su muerte.

Ahora, más de siete años después del suceso en el que perdió la vida el cámara italiano, el Tribunal de Apelación de la ciudad de Palermo, en concreto su Fiscalía General, ha hecho público que se mantendrá abierto el caso por homicidio en el país natal Mario Biondo, Italia.

El juez considera que existen anomalías

Esta importante noticia para la familia de Mario Biondo llega después de que el juez Roberto Riggio considerase que existen "importantes anomalías" en las muestras que se emplearon para la tercera autopsia del cadáver de Biondo. Por ello, se ha abierto una vía de invalidación que prorroga el caso seis meses más.

Además, el juez ha tenido en cuenta para mantener el caso abierto el estudio más completo y exhaustivo que la familia de Mario Biondo enseñó de los dos ordenadores del cámara con la ayuda de Óscar Tarruella, un criminólogo español. Asimismo, a Riggio no le ha convencido el testimonio de la presentadora de televisión Raquel Sánchez Silva, mujer de Biondo, que cambió su declaración acerca de si había estado ella sola cerca de los ordenadores de su entonces marido.

En el año 2014 aseguró que ninguna otra persona se había acercado a los equipos informáticos excepto ella, pero en el año 2016 rectificó y aseguró que su primo que era experto informático, también accedió a los equipos.

Las dudas en el caso Mario Biondo

Mario Biondo fue hallado muerto por ahorcamiento en su casa de Madrid en el año 2013, en concreto el 30 de mayo.

La policía llevó a cabo una exhaustiva investigación tras la que se dictaminó que el marido de Raquel Sánchez Silva se había quitado la vida. Desde entonces, surgieron distintas hipótesis que ponían en duda la veracidad del informe forense y la familia Biondo comenzó a hacer públicas sus dudas sobre el suicidio de Mario.

Cuando el caso se cerró, el Juzgado de Madrid explicó que no existían pruebas de infracción criminal alguna, y se argumentó que no existieron terceras personas implicadas en la muerte del cámara. Por ello, el caso quedó totalmente cerrado en España y la familia de Mario, aunque mostró su desacuerdo con la sentencia, no realizó ningún recurso. Sin embargo, desde entonces lleva luchando para que se reabra el caso en Italia.

Ahora, después de que el 2 de octubre el juez citara a las partes con el objetivo de decidir sobre el cierre o apertura del caso, se han declarado como fundamentales para la reapertura del caso dos aportaciones de los familiares de Biondo. Además de la de Óscar Tarruella, la de un equipo pericial encabezado por Luciano Garofano, exgeneral de los Carabinieri.

Asimismo, ha sido fundamental el asunto de los ordenadores de Mario Biondo, en los que fue instalado un control remoto al que se accedíó desde la ciudad natal de Raquel Sánchez Silva, Plasencia, tras la muerte del cámara. Además, el juez ha tenido en cuenta que uno de los aparatos del marido de la presentadora registró tres conexiones a la red de internet cuando el cámara ya estaba fallecido, realizadas por alguien que debía encontrarse en el piso cuando el suceso ya había ocurrido.

Raquel Sánchez Silva presenta una denuncia por el acoso de su familia política

La tan esperada noticia para los Biondo se hace pública poco tiempo después de que Raquel Sánchez Silva hubiera presentado en las dependencias de la Unidad Central de Ciberdelincuencia de la capital de España, Madrid, una denuncia por una supuesta campaña de acoso que la que fuera su familia política está llevando a cabo en su contra.

La filtración de esta denuncia pilló "desprevenida" a la presentadora de Televisión, según aseguraron fuentes cercanas a ella. Sánchez Silva aseguró que deseaba que el proceso fuera lo más íntimo posible para que no trascendiera ninguna información a la prensa.

La decisión de interponer esta denuncia llegó tras la emisión en Italia de un programa que tildó de "inexplicable" el suicidio de Mario Biondo. En el programa se estudió a fondo el caso de la muerte del cámara y se puso en duda que, efectivamente, el marido de Raquel Sánchez Silva se hubiera suicidado. Durante la emisión del especial en la televisión italiana, se publicaron vídeos inéditos del momento en el que la presentadora española testificó ante los fiscales italianos tras el hallazgo el cuerpo sin vida de Mario Biondo.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!