Paz Padilla se encuentra viviendo su peor momento en la actualidad. El fallecimiento de su marido el pasado sábado víctima de una larga enfermedad ha culminado con el entierro que ha tenido lugar esta misma mañana en una iglesia de Zahara de los Atunes. La gaditana ha estado acompañada en todo momento de sus familiares más cercanos, concretamente iba de la mano con su hija Anna Ferrer y de algunos amigos y compañeros de profesión. La actriz se ha mostrado devastada en el entierro del que ella misma denominaba 'amor de su vida'. De hecho, Paz Padilla le ha dedicado un homenaje de lo más sentimental en la corona de flores que iba junto a los restos mortales de Juan Vidal.

El dolor de Paz Padilla el día del entierro de su marido Juan Vidal

Las primeras imágenes del entierro del marido de Paz Padilla han sido de lo más conmovedoras. En ellas, se puede apreciar a Paz Padilla llevándose la mano al pecho como símbolo de dolor en estos momentos tan duros para la familia, agarrada de la mano de su hija Anna, quien no la ha soltado en ningún momento y con sus seres queridos. Así, Paz Padilla ha acudido de riguroso negro, con gafas de sol, mascarilla y vestido a la iglesia de Nuestra Señora del Carmen, donde se ha celebrado el entierro de su esposo. Las muestras de cariño no han faltado a las puertas de la iglesia, donde la presentadora de Mediaset ha visto a muchos conocidos de su pueblo agolpados para despedir a su marido.

El homenaje de Paz Padilla a su esposo en una de las coronas de flores

Sin embargo, ha llamado la atención un detalle que la presentadora de Mediaset ha tenido con su esposo. En una de las coronas de flores que llevaba el féretro, se podía leer la siguiente frase: 'Te quieres casar conmigo?' Tes quiero my love'. Unas palabras que tendrán enorme significado para el matrimonio, quienes se dieron el 'sí quiero' hace apenas cuatro años en Zahara de los Atunes, lugar donde ambos nacieron y se enamoraron para después reencontrarse años más tarde.

Una historia de amor de lo más emocionante que numerosos medios han querido recordar, pues la gaditana siempre se ha mostrado enamorada de su marido pese a que estuvieron separados por motivos laborales durante años.

El símbolo de agradecimiento de Paz Padilla a las puertas de la iglesia

La presentadora de Telecinco ha mostrado enorme dolor y como símbolo de agradecimiento, ha salido de la iglesia y se ha puesto al mano en el pecho.

Numerosas cámaras y ciudadanos de Zahara de los Atunes se encontraban en la puerta, donde la noticia ha sentado como un jarro de agua fría, pues Paz Padilla siempre fue muy recelosa de su vida privada y jamás contó públicamente los problemas de salud de su marido.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!