La presentadora de Televisión, Ana Obregón, ha tenido que hacer frente a una de las semanas más complicadas de su vida y no ha dudado en pronunciar unas emotivas palabras durante el funeral de despedida de su hijo Álex. Hay que recordar que el joven falleció hace más de un mes por culpa de un Cáncer y la familia no pudo hacerle una despedida como se merecía por culpa de la pandemia del coronavirus.

La presentadora de televisión apareció con un gesto muy serio y estuvo rodeada de toda su familia, en todo momento. Era la primera vez que Ana reaparecía ante las cámaras tras el fallecimiento de su hijo y sus seres queridos no han querido dejarla sola en un momento tan duro.

La famosa presentadora de televisión siempre ha sido un ejemplo de optimismo, hasta ahora

Todo el mundo sabía que iba a ser un día muy complicado para la actriz y así fue. Este mismo martes, 30 de junio, los familiares y amigos del joven Aless Lequio no dudaron en asistir a su funeral en la iglesia de Nuestra Señora de la Moraleja, en la urbanización en la que vive la familia Obregón, para despedir al joven empresario. A pesar de que Ana Obregón mostraba un gran dolor y la emoción le embargaba, la presentadora de televisión no soltaba la mano de la que era la novia de su hijo, Carolina Monje y se armó de valor para poder pronunciar unas preciosas palabras a su querido hijo con el que tenía una relación muy especial.

La noticia de la muerte de Aless, el pasado 13 de mayo, dejó conmocionado al mundo de la televisión

Desde que Álex falleciera el pasado 13 de mayo, tras dos años de lucha contra la enfermedad del cáncer, la famosa presentadora de televisión no ha podido evitar su inmenso dolor en sus distintas redes sociales (varias de sus publicaciones han preocupado a sus seguidores) pero ha logrado sumar fuerzas para poder hablar de su hijo, al que estaba muy unida, delante de todos aquellos que lo quisieron en vida.

Los propios familiares de la presentadora han señalado estar muy preocupados por el futuro de la presentadora de televisión ya que no está saliendo adelante tras la muerte de su hijo: no vuelve a sus rutinas, está encerrada en casa sin querer hablar con nadie...

Los familiares de la presentadora de televisión se han mostrado muy preocupados por ella

El funeral fue un auténtico homenaje para el joven. A lo largo del acto leyeron unas palabras un amigo personal de Álex, uno de sus familiares y la propia Ana que, a pesar de la tristeza, consiguió sacar fuerzas de valor para dedicarle unas preciosas palabras a su hijo. La presentadora de televisión se subió al altar que estaba cubierto de gardenias de color blanco y varas realizadas con nardos.

Ana no pudo evitar llorar todo el tiempo, incluso, tuvo que parar en algunas ocasiones el discurso al verse desbordada por la tristeza. Ana quiso dejar claro que su hijo ha sido su vida y lo seguirá siendo. Fue el mejor hijo, hermano, nieto, amigo… En ningún momento dejó su sonrisa ni su gran sentido del humor.

Eres muy grande”. La presentadora de televisión, que siempre ha sido muy optimista, estaba rota.

Ana Obregón se despedía de su hijo con un fuerte deseo que emocionó a los presente: les había enseñado a todos con su ejemplo a ser mejores personas. Ahora es él quién les cuida. Y espera el día que ambos puedan volver a abrazarse. Tanto la presentadora de televisión como Alessandro Lequio recibieron muchas palabras de ánimo por parte de los presentes aunque nada puede hacer que olviden que perdieron a su único hijo en común hace mes y medio. A partir de esta despedida, ambos tendrán que mirar hacia adelante y seguir con sus vidas. El plan más inmediato de la presentadora de televisión es viajar a Palma de Mallorca para estar con su familia unos días.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!