Kiko Matamoros, el polémico y veterano colaborador de Sálvame se encuentra viviendo un delicado momento de salud. El tertuliano del espacio televisivo, que fue objeto de críticas y numerosos memes después de someterse a varios retoques estéticos que le realizó su nuera, la doctora Carla Barber, ha sido ingresado de urgencia. Los hechos han ocurrido este jueves 30 de julio después de que Kiko Matamoros recibiera el alta hospitalaria tras una intervención para quitarse la vesícula. Sin embargo, una pancreatitis habría sido el motivo por el que el tertuliano ha regresado al hospital para volver a ser intervenido dada la gravedad de la situación.

Una complicación en el postoperatorio ha llevado a Matamoros al hospital

Pese a que Kiko Matamoros tenía pensamiento de acudir al espacio televisivo de Sálvame y reincorporarse a su vida profesional cuanto antes, no ha podido ser así. El exmarido de Makoke ha sido ingresado de urgencia alertando horas antes a la dirección del programa de Mediaset que no iba a poder acudir al programa debido a una complicación y unos fuertes dolores postoperatorios. La gravedad era tal, que según ha narrado su compañero de profesión, Kiko Hernández, el taxista que ha llevado al tertuliano al hospital ha tenido que saltarse todos los semáforos que había en rojo y Marta López le ha pedido que corriera para llegar cuanto antes.

Una extirpación de vesícula ha originado una pancreatitis en el colaborador

El dolor del colaborador de Sálvame es tal, que ni siquiera le ha dado tiempo a acudir al hospital en el que le realizaron la operación. El padre de Laura Matamoros se encuentra preocupando a sus compañeros de profesión y a su novia, quienes se encuentran muy pendientes a las puertas del hospital para dar las últimas noticias sobre su estado de salud, que reviste gravedad debido a los fuertes dolores que le habría originado la extirpación de la vesícula.

Una operación que a simple vista carecía de complejidad, se ha convertido para el colaborador en una pesadilla, pues los dolores ni siquiera le han permitido poder acudir a su puesto de trabajo.

Está previsto que cambie de hospital para obtener un diagnóstico definitivo

El motivo principal del ingreso hospitalario del colaborador de Sálvame habría sido la falta de limpieza de la zona en la que lo operaron.

De esta manera, Matamoros ha sufrido fuertes dolores en el abdomen que le han impedido acudir a su lugar de trabajo y ha regresado a un hospital madrileño para que le hagan un nuevo diagnóstico tras lo sucedido. Será a lo largo de esta misma tarde cuando se prevé que Matamoros sea trasladado al hospital en el que le realizaron la operación para que le den un diagnóstico definitivo de lo sucedido.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!