La cantante Adele ha cambiado completamente su vida en los últimos meses: no solo su físico, también ha logrado firmar su divorcio después de lograr cerrar un acuerdo económico que se va a mantener en secreto y la cantidad que se mueve es de 170 millones de euros.

Adele ha cambiado de estado civil: está divorciada. La cantante es la segunda fortuna más importante entre los músicos de nacionalidad británica justo después del pelirrojo más deseado, Ed Sheeran. Después de muchos meses de lucha, la intérprete ha logrado cerrar, en un tribunal de la ciudad de Los Ángeles, un acuerdo de separación con el padre de su hijo, el empresario Simon Konecki.

La pareja tendrá que mantener el secreto sobre todo y cada uno de los detalles del acuerdo y la pareja se ha repartido un patrimonio valorado en 171 millones.

La cantante conoció a su marido en el año 2011 gracias a Ed Sheeran, que era amigo de ambos

En el acuerdo firmado por la ex-pareja se incluye un acuerdo de custodia del hijo en común, Angelo, que tiene siete años de edad, será compartida. Varios medios de comunicación han publicado informaciones que aseguraban que la pareja se casó sin haber firmado un acuerdo “prematrimonial”. La cantante adquirió una propiedad por 10 millones de euros en la ciudad de Los Ángeles muy cerca de la residencia de su ex-pareja.

Adele conoció a Simon Konecki, filántropo y ex-broker de Nueva York, a través de un amigo en común (casualmente, el cantante Ed Sheeran) en el año 2011.

Entonces, la cantante estaba viviendo un gran éxito con su segundo disco, “21”, justamente la edad que tenía en aquel momento y, ahora, con 31 años de edad, es una mujer divorciada, mucho más delgada y que ha querido cambiar su vida completamente. En el año 2012, la cantante recogió seis estatuillas Grammy y su pareja estaba allí.

En el mes de octubre, se convertían en padres. En el año 2016, se casaron en secreto.

La cantante británica asegura que ha sido el peor año de su vida

Según han publicado varios medios de Gran Bretaña, la cantante Adele adquirió una propiedad en la ciudad de Los Angeles, el año pasado, valorada en diez millones de euros, muy cerca de la actual residencia de su ex-pareja.

La cantante, por otro lado, tiene una propiedad cuyo valor estimado es de 40 millones en la localidad de Kensington y otra mansión en Brighton. Tras separarse, la cantante inició una relación con el rapero Skepta, de 37 años de edad, pero parece que su noviazgo ya ha llegado a su fin.

El día de su 31 cumpleaños, la cantante envió un mensaje a todos sus seguidores en el que transmitía que había pasado el peor año de su vida y que los 30 habían significado una verdadera prueba para ella, pero ya los había superado y seguía adelante.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Sálvame
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!