Durante la gala del domingo, los participantes de Supervivientes 2020” tuvieron que hacer frente a una prueba muy dura. Ana María Aldón, mujer de Ortega Cano, ganó la prueba pero tuvo que ser atendida por el equipo médico por culpa de los fuertes dolores tras terminar la mencionada prueba.

La andaluza se jugaba, ante Yiya e Ivana, poder dormir en una cama de lujo además de un delicioso desayuno y terminó gritando por culpa del dolor lo que hizo que la audiencia se asustase en pleno directo ante lo que le había podido pasar a la diseñadora por el esfuerzo físico.

En la sexta gala de “Conexión Honduras” se vivió un momento de máxima tensión

Los participantes han tenido que hacer un nuevo juego de recompensa, pero se encontraron con la prueba más dura de toda la edición. Los concursantes se mostraron como verdaderos titanes en la arena luchando por la posibilidad de dormir en un colchón de lujo con sábanas limpias y por un desayuno con café con leche y tostadas. Todo un lujo teniendo en cuenta en las condiciones extremas en las que están los participantes.

La prueba fue una verdadera muestra de fuerza por parte de los concursantes y el equipo médico se vio obligado a intervenir. Y la peor parada, sin duda, fue Ana María Aldón. La esposa de Ortega Cano no pudo evitar gritar del dolor por culpa de la presión de las cuerdas que tenía atadas sobre el cuerpo y tirada sobre la caliente arena acabó protagonizando un momento lleno de tensión.

A pesar del dolor, Ana María se convirtió en la vencedora de la prueba

Yiya, Ivana y Ana María debían alcanzar unos objetos que estaban situados en un círculo que había dibujado la organización sobre la arena mientras ellas estaban atadas entre sí. Pero, los tirones de sus compañeras han terminando haciendo daño a la propia Ana María, que no pudo evitar las lágrimas ante la atenta presencia de Lara Álvarez, que se mostraba muy preocupada por el estado de la concursante.

Lara se mostraba muy preocupada y pedía que entras el médico para atender a la andaluza que no era capaz, ni siquiera, de contestar a las preguntas de Lara. Al final, después de que aliviaran la tensión de las cuerdas, el médico constató que no tenía ninguna herida ni sufría ninguna lesión, además de ser nombrada ganadora de la prueba.

No es la primera vez que la diseñadora le da un susto a la organización. Antes del momento de dolor durante la prueba de recompensa, Ana María le dio un susto a sus compañeros mientras estaba pescado. Ana María empezó a moverse de manera extraña y a gritar, lo que provocó que el resto de los miembros de los desvalidos se mostrasen muy preocupados por ella, pues se temían que se estuviera ahogando. Y así era.

Ana María no sabe nadar y dejó de dar pie en medio del mar mientras estaba pescando. Le aseguró a Hugo que se estaba ahogando (el uruguayo fue el único de sus compañeros que fue a ayudarla). Pero, al final, todo quedó en un susto y ella pudo volver a la orilla. Incluso, llegó a hacer bromas asegurando que Ortega Cano ha estado a punto de convertirse en viudo.

Sigue la página Sálvame
Seguir
Sigue la página Supervivientes
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!