Mila Ximénez nunca se ha caracterizado por apostar por las medias tintas a la hora de tratar el mundo del corazón. Por eso, ha sorprendido por su última carta dirigida a Rocío Carrasco. La colaboradora de “Sálvame” está segura de que la hija de la cantante Rocío Jurado tiene el corazón roto en pedazos tras años de lucha contra sus hijos, Rocío y Antonio, que no quieren saber nada de ella a estas alturas.

Mila ha traído al presente cosas que ella misma vivió en el pasado: la colaboradora de “Sálvame” no ha podido evitar dedicarle unas sinceras palabras a la madre más cuestionada de la televisión, Rocío Carrasco, en su blog para la revista Lecturas, donde no ha dudado en expresar todo lo que ella piensa sobre la actuación de la propia Rocío Carrasco y qué siente en estos momentos tan complicados para todos.

Mila conoció a Rocío Carrasco siendo esta una niña

Mila ha querido recordar que conoció a Rocío cuando esta era muy pequeña, cuando era lo más querido por sus padres. Por ejemplo, Mila tiene el recuerdo de Pedro Carrasco, el padre de la joven, y cómo le brillaban los ojos cuando hablaba de su querida hija. Y Rocío Jurado la consideraba su pieza de mayor valor y no dudaba en mimarla y en darle todo lo que quería o necesitaba.

También ha tenido para recordar la adolescencia tan complicada que tuvo la propio Rocío Carrasco, que culpabilizó a la ausencia de su madre de esa forma de ser rebelde.

Su madre se pasaba largas temporadas fuera de casa de gira. Pero no se quedaba sola, siempre tuvo a su padre pendiente de ella. Y cuando la ahora presentadora vivió su época más rebelde, Rocío Jurado no dudaba en dejarlo todo para volar a España y estar junto a su hija.

La colaboradora espera que madre e hija lleguen a un entendimiento antes de que sea demasiado tarde

A pesar de todo, Mila le ha querido recordar que Rocío tuvo una madre pendiente de ella en todo momento, que la abrazaba cuando ella se revolvía.

Y aceptando cualquier tipo de situación en la que la joven se ponía, aunque no estuviera nunca de acuerdo y acabase muy preocupada por su hija.

Por todo ello, Mila ha aprovechado esas líneas para pedirle a Rocío que recapacite en cuanto a la relación que mantiene, hoy en día, con su hija, Rocío Flores, y con todo lo que ha sucedido en los últimos años. Desde su posición, Mila está convencida de que la actual concursante de “Supervivientes 2020” ha debido echar mucho de menos a su madre en su vida.

Y les desea que sean capaces de empezar de cero a pesar de que no sabe las razones por las que ambas sufrieron un gran distanciamiento. La colaboradora de “lvame” está convencida de que Rocío Carrasco tiene el corazón roto en trocitos; por eso, le ha enviado una reflexión.

Quizás, ya no le compensa estar llorando por la ausencia de una persona de la que puede seguir disfrutando y que la está esperando. Y Mila asegura que le encantaría que las cosas se solucionasen entre las dos antes de que sea demasiado tarde.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!