Estela Grande ha vuelto a su vida “normal” y en “El Debate” de Gran Hermano VIP 7 ha explicado en que punto se encuentra su matrimonio con Diego Matamoros después de lo vivido en la casa con Kiko Jiménez y las imágenes sobre una supuesta infidelidad de su marido con Lola Ortiz.

Desde que fuera expulsada por la audiencia de la casa de “Gran hermano VIP 7” el pasado jueves, Estela Grande ha recuperado el tiempo perdido estando acompañada, en todo momento, por su familiares y amigos más próximos, volviendo a esa vida que dejó atrás hace unos tres meses.

Estela no considera que lo sucedido durante los últimos tres meses sea un problema para su matrimonio

La modelo ha querido dejar claro, a través de sus redes sociales, que la relación con su marido, el mediático Diego Matamoros, va de maravilla y que nada de lo que haya podido pasar durante su estancia en la conocida cada ha provocado algún problema en su matrimonio.

Según ha explicado ella en el plató, solo tuvo que mirarle a los ojos para quedarse tranquila. Estela confía ciegamente en su marido y lo cree totalmente, ya que, este le ha dado una versión muy diferente a la ofrecida por Lola Ortiz sobre su supuesta infidelidad; incluso, ha confirmado que Diego tiene el objetivo de sentar a Lola ante un juez para que explique lo que hubo o no hubo entre los dos.

Y, con una gran sonrisa, la modelo sentenciaba: “Todo está muy bien”, callando los rumores sobre supuestas crisis e infidelidades.

La pareja estuvo hablando tras su expulsión y solo mirar a los ojos de su marido le creyó

Cuando salió de la casa, lo primero que hizo la modelo fue irse a su casa con Diego con el que estuvo hablando durante horas, ya que no durmieron hasta las 8 de la mañana. Y, todo quedó aclarado.

Actualmente, la relación está genial y no desconfía.

Durante la entrevista realizada por Jordi González, la modelo ha querido dejar claro que Diego es la persona más importante de su vida y, pase lo que pase, tiene claro que va a seguir luchando por su relación. No considera que haya pasado algo que pueda destruir su matrimonio.

Los colaboradores no dudaron en atacar y recordar el comportamiento de Diego en los platós de Televisión, previo pago, contando intimidades de la pareja.

La joven ha querido dejar claro que todo esto no es un problema para su relación de pareja y todo “está más que claro” para ella.

Eso sí, envió un mensaje a todos aquellos que quieran ganar dinero a costa del matrimonio. No va a permitir que nadie se suba al carro y aproveche esta situación. La modelo ya ha dejado claro que no va a entrar en ningún tipo de enfrentamiento que es absurdo (en clara referencia a los piques que le lanzaban tanto Sofía Suescun como Kiko Jiménez.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!