En su última edición con anónimos, llamada 'Gran Hermano Revolution', los responsables del reality show estrella de Telecinco podrían haber cometido hasta tres delitos al obligar a la concursante Carlota Prado a ver el vídeo del momento en el que, supuestamente, su compañero de encierro José María López abusó de ella.

Eso es, al menos, lo que asegura Beatriz de Vicente, colaboradora del programa de La Sexta 'Más Vale Tarde', que ha analizado las terribles grabaciones filtradas en las que se observa cómo el Súper muestra a Carlota, sin previo aviso, las imágenes de su presunta violación [VIDEO] en el confesionario de la casa de Guadalix de la Sierra.

La abogada y criminóloga cree que el formato de Mediaset pudo cometer en su día un delito contra la integridad moral, otro de revelación de secretos e incluso un tercero de omisión de socorro.

Delito contra la integridad moral

Carlota tuvo que visionar la escena mientras lloraba y suplicaba a la organización que pararan el vídeo.

Todo ello fue grabado por las cámaras del reality. El diario digital 'El Confidencial' ha publicado esta semana, en exclusiva, la grabación en la que se ve a la joven destrozada contemplando los presuntos abusos.

De Vicente advierte que se trata de un caso muy "particular", ya que al entrar en la casa, los concursantes de 'GH' "ceden" a la productora sus derechos "a la imagen, a la intimidad y a la libertad deambulotaria". De todos modos, la experta piensa que "la forma" en la que a Carlota se le mostraron las imágenes en las que, supuestamente, estaba sufriendo una violación mientras las cámaras del confesionario seguían grabando [VIDEO], podría constituir un "delito contra su integridad moral".

¿Piensas perderte estas noticias?
Pincha en el botón de abajo para mantenerte actualizado sobre las noticias que no te puedes perder, tan pronto como ocurran.
Telecinco Televisión

Es más, la abogada avisa de que la joven aún está a tiempo de presentar una denuncia contra el programa. La propia concursante ha asegurado en varias entrevistas que todos estos sucesos le dejaron consecuencias "psicológicas y psiquiátricas" y que en estos momentos aún "no puede trabajar".

Delitos de omisión de socorro y revelación de secretos

Por otro lado, sería muy difícil que Carlota Prado [VIDEO] pudiera acusar a 'Gran Hermano' de detención ilegal, aduciendo que el Súper no la dejó salir del confesionario. Beatriz de Vicente recuerda que la participante "cedió" a la organización su derecho "a la libertad deambulatoria" y que no es la primera persona en la historia del reality que "quiere salir" y los responsables se lo impiden.

Además, la abogada se ha centrado en la noche que ocurrieron los presuntos abusos, en noviembre de 2017.

De Vicente piensa que los trabajadores del programa tuvieron que ver la escena. Pero nadie paró a José María López [VIDEO]. Eso sí, para que se les pudiera juzgar por omisión de socorro tendría que demostrarse que esas terceras personas "sabían a ciencia cierta" que Carlota estaba inconsciente debido a los efectos del alcohol. En esas circunstancias, "a quien lo vio y no lo paró, se le podrían pedir responsabilidades penales", remarca.

En cuanto a la "revelación de secretos", la experta de La Sexta insta a que se investigue cómo el vídeo en el que se ve a Carlota visionando su supuesta violación [VIDEO] -imágenes que Telecinco jamás ha emitido- ha llegado hasta 'El Confidencial' en forma de exclusiva.

'GH' era responsable de custodiar el contenido.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más