Sálvame ha incorporado como colaborador a Payasín, un personaje dado a conocer en los especiales de Halloween de Gran Hermano, con la finalidad de aumentar el grado de animación en el estudio. De esa manera el reality permanece fiel a su esencia, de dar sobre qué hablar día tras día.

La actitud de Raquel Bollo en el programa para evitar ser una de las víctimas de Payasín, y recibir un tartazo, dejó asombrado tanto al resto de los colaboradores, como a los espectadores, que no se imaginaron que pudiera reaccionar de esa manera. Y es que los colaboradores no disfrutan mucho de las visitas de Payasín al estudio, ya que saben lo que les espera.

Payasín está aumentado su popularidad en Sálvame

La popularidad de Payasín en Sálvame aumenta día a día, tanto que incluso ha sustituido a Chelo García Cortés en la cobertura de los eventos de la alfombra roja. También ha participado en los enlaces de calle, realizando encuestas sobre cuál de los colaboradores de Sálvame merece un tartazo.

Ante el temor de los resultados a estas encuestas, los colaboradores de Sálvame se muestran nerviosos cuando falta poco para que el programa termine, ya que es el momento en que Payasín hace su aparición con una tarta en la mano, siendo desconocido por ellos quién será el que reciba el tartazo.

Raquel Bollo no pudo con la incertidumbre causada por Payasín

No todos los colaboradores de Sálvame manejan por igual la incertidumbre causada por Payasín. Esto explica la reacción de Raquel Bollo, quien decidió lanzarse ella misma contra de la tarta, no una sola vez, sino dos veces, quedando su cara cubierta de merengue.

Raquel Bollo ha manifestado que no había podido con la intriga de saber quién iba a ser la víctima del tartazo, por lo que le dijo a Payasín que o la tiraba él de una vez o se lanzaba ella misma contra la tarta.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Telecinco Sálvame

Esta reacción fue agradecida por el resto de los colaboradores, ya que los libró de ser ellos quienes recibieran el temido tartazo.

Manifestó que tenía los nervios de punta, y que si Payasín no le tiraba la tarta, lo hacia ella sola. Dijo que "prefería mil veces tener la cara llena de merengue, a la mirada del payaso". La reacción de Raquel Bollo ocasionó la risa de los presentes en el estudio, ya que nadie esperaba esta actitud.

Al poco tiempo de haberse dado el tartazo, Carlota Corredera le notificaba que la tarta del día no estaba destinada para ella. Si hubiera tenido paciencia se hubiera librado del tartazo. Estas imágenes se viralizaron en las redes sociales.

La colaboradora siempre ha resaltado en Sálvame por hacer gala de una gran espontaneidad, haciendo una vez más alarde de esto. Por este motivo, se ha convertido en una de las colaboradoras favoritas del público.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más