Carlota Prado ha decidido hablar, por primera vez, sobre la supuesta violación que sufrió durante su participación en Gran Hermano Revolution”. La concursante ha decidido hablar dos años después de aquel oscuro episodio en el reality que le afectó el resto de su vida y no entiende cómo se permitió que su agresor llegase tan lejos.

Hace dos años ya desde que Telecinco emitió la última edición de Gran Hermano con anónimos, que llamó “Gran Hermano Revolution”.

Pero, a pesar de las bajas audiencias de la edición (la menos vista de la historia del programa) si por algo será recordado es por la supuesta violación sufrida por Carlota Prado por su compañero, José María López, quien, supuestamente, durante una fiesta en la casa, llegó a agredirla sexualmente aprovechándose de que la joven estaba inconsciente y no podía defenderse.

Después de dos años desde aquel episodio, Carlota ha decidido romper su silencio y expresarse a través de las redes sociales y explicó que lo que más le duele es que todo el mundo estaba viendo lo que estaba pasado: como su compañero la llevó a su habitación, como la joven perdió la conciencia, como su vida cambió radicalmente desde aquel día.

La joven no entiende la postura que adoptó la productora con el suceso

Ante las críticas sobre su comportamiento al día siguiente, ella asegura que era normal, ya que, no se acordaba de nada y él le había asegurado que no había pasado nada, solo la había cuidado.

Lo que no entiende es que nadie de la casa reaccionase ante lo que estaba pasando, como nadie le paró los pies, como los trabajadores del programa pudieron ver lo qué estaba pasando y no lo pararon, lo consintieron.

Además, la dejaron sola viendo el vídeo de la agresión, sin ningún psicólogo del programa apoyándola y permitieron que su presunto agresor estuviera sentado a su lado durante el día siguiente a lo sucedido.

La joven no entiende el por qué de todo lo que sucedió.

Y, después de dos años esperando una respuesta por parte de la justicia, todavía hoy en día, la joven no tiene fecha para el juicio. Además, a lo largo de este tiempo lleva aguantado todo tipo de comentarios en su contra.

Los hechos tuvieron lugar en el mes de noviembre del año 2017 y era la edición número 18 de “Gran Hermano”. Un número muy especial, ya que el reality cumplía la mayoría de edad y los productores presentaron muchos cambios que, en general, no gustaron a los seguidores del programa.

Si se hizo público este episodio tan desagradable, fue porque un responsable del programa tomó la decisión de denunciar ante la Guardia Civil que pudo haber habido un abuso sexual en la famosa casa y las consecuencias fueron la expulsión directa de José María y el abandono de Carlota tras no poder asumir las imágenes de su supuesta violación.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más