Violeta, una de las concursantes más polémicas de esta edición de 'Supervivientes', ha tenido que abandonar el reality de supervivencia de Telecinco. La principal razón es que la concursante tiene un problema en un órgano que podría provocar que fuera operada y, en la isla, esto pondría en serio riesgo su vida.

Violeta Mangriñán ha tenido que abandonar 'Supervivientes'

El presentador de la gala de los martes, Carlos Sobera, fue el responsable de dar la amarga noticia a los telespectadores nada más comenzar el programa.

Anuncios
Anuncios

'Supervivietes' seguirá estando muy pendiente del estado de salud de la concursante y los últimos resultados no han sido buenos, por lo que el equipo médico del programa ha decidido que no continúe en el programa de Televisión para evitar que la situación se agrave.

La joven debería ser tratada en España, donde hay más recursos de su dolencia. El equipo médico estará pendiente de la concursante hasta que llegue a España y han garantizado que estará en constante vigilancia para evitar problemas mayores.

Anuncios

Cuando conectaron con Violeta, que parecía estar en buen estado a pesar de que los seguidores del programa se fijaron en que todavía llevaba la vía intravenosa puesta, la joven admitía que seguía con dolencias, pero estaba convencida de que gracias al tratamiento iba a poder continuar.

Pero Carlos Sobera tuvo que leer el parte médico, en el que se hacía referencia a sus constantes problemas de salud desde que había llegado a la isla y que acabaron subsanándose gracias a los tratamientos médicos. Esta vez no era posible. Teniendo en cuenta los resultados de las últimas pruebas, la joven no puede continuar su aventura en la isla.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Telecinco Televisión

La joven empezó a llorar desconsoladamente

Finalmente, el programa aseguró a la concursante que volvería a la isla el año que viene. La joven parecía más contenta, pero asimilaba que debía operarse de la vesícula para evitar que volviera a pasar lo que había vivido este año.

La vesícula biliar es un órgano con forma de pera que se localiza debajo del hígado. Su principal función es almacenar bilis, que es un líquido que se produce en el hígado para facilitar la digestión de las grasas.

La mayor parte de los problemas de salud vinculados a la vesícula se solucionan al extirparla. No es un órgano imprescindible para los seres humanos, por lo que se suele recomendar dicha operación.

Algunos de los síntomas vinculados a problemas relacionados con la vesícula son: dolor intenso en la zona del abdomen, dolor que se extiende hacia el hombro derecho o a la zona de la espalda, náuseas, vómitos o fiebre.

Anuncios

Uno de los factores de riesgo es una posible infección, por lo que acabaría produciéndose una colecistitis y sería necesario extirpar de urgencia.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más