Publicidad
Publicidad

María Hernández, la que fuera tronista del dating show de Cuatro, 'Mujeres y Hombres y Viceversa', es uno de los rostros más visibles del espacio televisivo y a día de hoy vive en Canarias junto a su pareja, el futbolista Rubén Castro. Actualmente, la joven tiene una relación consolidada con el deportista fruto de la que han nacido sus dos hijos y, además, comparte habitualmente sus secretos en el canal de MTMAD, donde últimamente ha revelado algunos de sus secretos estéticos por los que tantos seguidores se preguntan.

Operada de aumento de pechos antes de su paso por 'MYHYV'

Pese a que María Hernández llegó a 'Mujeres y Hombres y Viceversa' para pretender a Noel hace más de seis años, lo cierto es que su vida sigue interesando y habitualmente comparte sus secretos en redes sociales y en su canal de MTMAD, donde ha compartido con sus fans todos los retoques y operaciones estéticas que se ha realizado a lo largo de toda su vida.

Publicidad

La joven comienza admitiendo que se sometió a un aumento de pecho antes de pasar por el programa, sin embargo, actualmente reconoce que le dan miedo las operaciones y que no volvería a pasar por un quirófano.

Se quitó las líneas de expresión de los ojos y se aumentó el labio superior con relleno

No obstante, la joven ha reconocido que no se trata del único retoque estético que se ha hecho, pues ella misma admite que no se veía bien con las arrugas que le aparecían como líneas de expresión en los ojos cuando reía, por lo que también se lo retocó. Eso sí, aquí no quedan los retoques para la extronista, pues también ha afirmado haberse aumentado el labio superior con un relleno de lo más natural, pues admite que prefería algo discreto que unos labios voluptuosos que se notaran demasiado.

Publicidad

En torno al rostro, María ha querido dejar claro que no se ha sometido al retoque de las bolas de bichat, sin embargo, lo habría hecho cuando estaba en televisión porque se veía demasiados mofletes.

Extensiones, uñas postizas y depilación con hilos y láser

Sobre la estética, ella misma admite que lleva extensiones capilares, pero prefiere que sean de pelo natural, pues su negocio es sobre extensiones. En torno a sus manos, lleva uñas postizas para alargar las suyas propias y en torno a la depilación, María Hernández se depila el labio superior y las cejas con hilo, una técnica de depilación especializada, y en el resto del cuerpo con láser. Sobre la sonrisa, María se puso aparato dental y se hizo un blanqueamiento una vez que finalizó el tratamiento.

Publicidad