Chris Pratt se ha convertido en uno de los actores con más demanda últimamente en Hollywood, luego de su participación en la película Guardianes de la Galaxia, aunado a una imagen pública intachable, luego de su separación de Anna Faris, que fue una separación marcada por la cortesía con la que se realizó.

Sin embargo, no todos sus compañeros de profesión comparten tanta cordialidad. La actriz Ellen Page, de X-Men, ha lanzado duras críticas en contra del actor, ha quien ha puesto en una situación incómoda, por pertenece a la iglesia cristiana Hillsong.

Porque Ellen Page ataca a Chris Pratt por pertenecer a Hillsong

Al parecer muchos actores y miembros del mundo del espectáculo pertenecen a esta iglesia, que ha afirmado numerosas veces, que no apoya la forma de vida de la comunidad LGBTQ+, ya que para ellos va en contra de la creencia que el matrimonio es una institución que solo puede ser formada por un hombre y una mujer.

Pratt, ha comentado a lo largo de la campaña publicitaria de su nueva película, que está siguiendo una dieta recomendada por su pastor, que es conocida como el Ayuno de Daniel, inspirada en el profeta que sólo ingería granos y vegetales. En un programa de televisión, dijo que ya había terminado los 21 días de ayuno, y habló sobre su experiencia de haber renunciado al pan y al alcohol.

A Page no le han gustado las declaraciones del actor, quien se hizo activista de la causa, luego que hizo pública su homosexualidad en el 2014, además que considera que promociona a la iglesia y no hace en ningún momento alusión a la parte desagradable de la misma.

La defensa del actor de su iglesia

El actor, hizo uso de las redes sociales, para responderle a Ellen Page. Para el actor, nada está más alejado de la realidad que las acusaciones que ha recibido, y ha dicho que acude a una iglesia que está abierta para todos, y puso como ejemplo, que si bien la iglesia no comparte el divorcio, cuando él pasó por ese momento recibió todo el apoyo de sus comunidad, no siendo juzgado, y que él ha visto cómo ha sido de esta manera con diferentes personas, sin importar la raza o la sexualidad.

Para Pratt acudir a una iglesia, fortalece sus valores como ser humano, pero en ningún momento lo define como persona, terminando su declaración afirmando que cada quien es libre de amar a quien desee, una opinión neutral y que pone en un terreno común las ideas de ambos actores sobre ese tema tan delicado y controversial.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más