Según cuenta la revista Lecturas, la Navidad ha sido muy diferente para Aurah Ruiz, y es que la exconcursante de Gran Hermano VIP lo ha pasado muy mal, según ella, tras la ruptura con Suso a los pocos días de abandonar la casa por un supuesto rifirrafe con su madre. Ahora la canaria ha celebrado el final del año junto a la persona que más le importa, su pequeño Nyan.

Aurah y Suso rompían a las pocas horas de que este abandonara la casa

La relación que mantenía con el segundo finalista del reality show terminaba poco después de que saliera de la casa, supuestamente debido a la pelea que había tenido con la madre de Suso, que le hacía al concursante cambiar la imagen que hasta ese momento tenía de su chica y que su historia de amor acabase a los pocos días de salir de la casa.

Anuncios

Aurah contaba al poco de que eso sucediera en programas como Socialité o Sálvame Diario que ni siquiera había tenido la oportunidad de hablar con Suso y que se esperaba lo peor, ya que él no había tenido ni un momento para hablar con ella y que se encontraba muy mal anímicamente.

Una ruptura por medio de una llamada telefónica

Con todo esto, a los pocos días la canaria anunciaba que su hasta ahora pareja la había dejado a través de una llamada telefónica de diez minutos, mientras ella se encontraba en un restaurante con unas amigas.

Suso la había llamado diciéndole que su relación se terminaba, algo que ella contaba muy dolida en Sálvame, diciendo que no se podía esperar tras los meses de pasión que habían mantenido que solamente una llamada sirviera para cortar con todo.

Pero parece que la vida está compensando a Aurah por otro lado, ya que en estos días ha recibido una buena noticia. Según cuenta Lecturas, la canaria ha podido pasar la Nochevieja con su pequeño Nyan fuera del hospital, ya que ha recibido el alta aunque tenga que continuar después con el tratamiento.

Anuncios

Ha podido pasar la Nochevieja al lado de su pequeño Nyan

La exviceversa siempre ha contado que ella entraba a la casa para poder recolectar todo el dinero posible para llevar a su hijo a Estados Unidos para someterlo a un tratamiento que podría ayudar considerablemente a su calidad de vida.

Llena de compromisos de trabajo, Aurah viajaba de Madrid a las Islas Canarias para poder estar con su hijo, incluso parece que la guerra que mantenía con Jesé Rodríguez podría estar en un momento mejor y más calmada, ya que hace poco el futbolista compartió una fotografía en Instagram con tres sus pequeños.