Ángel Garó, el humorista malagueño y concursante del reality Gran Hermano VIP 6, es uno de los rostros más polémicos del concurso. Sus encontronazos con algunos de sus compañeros como Asraf, con quien estuvo a punto de llegar a las manos y los insultos y frases de mal gusto espetadas a otros compañeros le han valido las críticas de gran parte de la audiencia. Al mismo tiempo, Ángel Garó se está revelando como uno de los rostros [VIDEO] con más humor [VIDEO] del concurso y prueba de ello han sido las numerosas bromas que ha realizado a sus compañeros. Algo que, sin embargo, no parece gustarle tanto cuando es él el que se convierte en víctima de bromas sin maldad.

Suso prepara un mejunje semejante a la orina y le gasta una broma a Ángel Garó

Eso mismo es lo que ocurrió la pasada noche, cuando Suso preparó junto a Aurah Ruiz un mejunje amarillo que llevaba aceite, colorante y agua. El aspecto del líquido era igual al de la orina, y a los dos concursantes no se les ocurrió otra cosa que rociar con el líquido la cama del malagueño mientras él dormía.

La bronca de Ángel Garó a los concursantes tras percatarse del mejunje en su cama

En silencio y sin levantar sospechas, Suso entró a la habitación y dejó caer el mejunje amarillo en la cama de Ángel Garó.

Justo después de salir de la habitación, Suso comentaba "Dios, Dios, le he empapado el culo, las sábanas, como si se hubiera meado en la cama". Tras percatarse de lo sucedido y una vez levantado, Ángel Garó comenzaba a dar voces por toda la casa y la bronca ya estaba en marcha. Tal fue lo sucedido, que el cantante Koala tuvo que buscar a Suso para decirle que confesara la broma con la finalidad de evitarle problemas a Miriam, quien está involucrada en casi todas las disputas de la casa.

Suso confiesa que ha sido él quien le gastó la broma

Poco después de que el Koala hablara seriamente con Suso, este no dudó en salir y confesarle a Ángel Garó que Miriam Saavedra no había sido la culpable de la broma. Mientras tanto, el malagueño seguía a voces por toda la casa llamando "cerdos" a sus compañeros por echarle agua sucia en lugar de agua limpia a una persona que estaba durmiendo. Garó no se relajaba y espetaba en alto "¿ahora quien hace mi puta cama?", agregando más tarde que lo sucedido "es como si yo me orino en la cara de una persona dormida".

Poco después, y con la casa bastante alterada por el gran enfado de Garó vociferando recién levantado, Suso confesaba que había sido él subrayándole que era solamente una broma.