Esperanza Gracia, Aramís Fuster y Sandro Rey [VIDEO] son unos de los videntes más reconocidos ante toda España. Estos comentaron para Sálvame su opinión sobre el maestro Joao. Todos coincidieron que el maestro Joao era un bufón. Agregaron que solo tenía un poco de labia, por lo que iba por allí burlándose de la gente. Acotaron que ni siquiera había ido a la escuela.

Por todas estas palabras los videntes no admitían a Joao como parte de su gremio. Pues no tenía ningún tipo de educación con respecto al tema de la adivinación.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Telecinco

Videntes afirman que Joao es un fraude

La primera en emitir su opinión sobre el maestro Joao fue Esperanza Gracia. Quien dijo que no lo conocía y que no sabía quién era. Acotó que no tenía ni idea de quien le podía conocer, además dijo que este no era maestro de nada.

Simplemente estaba haciendo el mismo papel que Sandro Rey. Acotó que tanto él como Rey eran bufones que tenían un poco de labia y se lanzaban hacer el tonto.

Después llegó Aramís Fuster, quién también agregó nuevas críticas al maestro Joao. La vidente comentó que este era un payaso total, y ni si quiera estaba a la altura de un estafador. Acotó que hasta para estafar había que hacerlo bien. El comentario final fue el de Sandro Rey, este alegó que si lo conocía y no era de su agrado. Sabía su forma de trabajar, además dijo que cuando él estaba en su programa se dedicaba a ponerle verde.

Finalmente agregó que nunca llegó a contestar a Joao, ya que lo conocía muy bien. Su forma de trabajar no era de su agrado pues tenía unas maneras de trabajar muy oscuras [VIDEO]. Ninguno de los videntes tuvo un comentario digno que decir del maestro Joao.

Todos coincidieron que no valía la pena verle, y que se burlaba de las personas con sus técnicas.

Técnicas del maestro Joao

Los videntes comentaron que esa técnica de la culomancia no existía para ellos. Se rieron de esta técnica, más dijeron no saber nada de ella. Agregaron que este no sabía más que hacer para mantenerse en la isla. Comentaron que era la mayor estupidez que habían escuchado, y que de seguro al maestro Joao le agradaba leer traseros.

Dijeron que era una aberración intelectual y que el maestro estaba haciendo el payaso. Pero de seguro lo que este hacía atraía público al programa. Así finalizaron los comentarios en contra de Joao. Hasta el momento no hubo ningún tipo de comentario agradable sobre el superviviente, más sin embargo muchos están a gusto con sus técnicas. De cualquier forma los profesionales no realizan su profesión de la misma manera.