La tercera gala de Supervivientes nos ha dejado momentos de una tensión y de una bajeza pocas veces superada. Lo peor, la manipulación de la productora para evitar la expulsión de Sofía Suescun.

Algunos se empeñan en decir que se manipulan los votos y no, señores. Eso no es posible, lo que si hacen es intentar manipular a la audiencia [VIDEO]y cuando esto no surte efecto, se sacan una nueva norma de la manga y eso hicieron ayer. Tras asegurar el miércoles que en la gala del jueves habría un expulsado o expulsada definitivo, ayer se echaron para atrás y esta semana son dos las “asilvestradas”: Melissa y Mayte Zaldivar.

El porqué de la maniobra parece claro: evitar que si Sofía era la expulsada abandonase definitivamente la isla ahora que le mandan al novio de confitería para arreglar cuentas.

Y todavía hicieron más.

Cerraron la votación antes de emitir los vídeos de la vergüenza donde se la veía provocando hasta la nausea a Alberto Isla, llamándole muñeco en manos de “Esa Chabela con la que estás”, lo que naturalmente hizo que el joven le contestase que a su novia no la ofendiese y que él ni la mira ni quiere nada con ella. Pero Sofía siguió y siguió despreciando e insultando tanto a Isa Pantoja como a Alberto Isla, mientras sus compañeros no daban crédito. Pero esto era solo el aperitivo.

El cruel ataque a Isa Pantoja

Sofía y su gran amiga María Lapiedra, que está demostrando tener un coeficiente intelectual mucho menor del que le suponíamos, se dedicaron a burlarse de la hija de Isabel Pantoja de la forma más cruel. Sentadas ambas a la mesa, Sofía riéndose le decía a María: “La chica de las penillas.

Yo creo que los chicos se le acercan solo por el interés”.

María le insistía con preguntas, como intentó justificarse más tarde, “Yo estaba haciéndole un Deluxe” y Sofía seguía: “Tu yo estamos buenillas, pero ella…. Bueno a lo mejor con la luz apagada” Y venga risas. “Si hay un reflejo y ves que es ella….” Rematando con un “Pero que malas somos”.

Mientras Isa lo veía y escuchaba todo en plató. Jorge Javier como ya le había advertido que le iba a doler, se quedaba tan ancho, aunque le pedía a Sofía si quería rectificar, más que nada para cubrir su expediente y que hoy no le lloviesen críticas como panes: “Hay muchas mujeres manifestándose para que no se repitan este tipo de afirmaciones sobre otras mujeres, está muy feo eso”. Pero ni su voz ni su lenguaje corporal decían eso y casi podíamos verlo frotándose las manos pensando en el share.

Más tarde se quitaba la máscara para declarar lo feliz que le hacía todo el jaleo y lo calentita que estaba la Palapa. Como premio de consolación le ofreció a la agraviada Isa Pantoja viajar también a Honduras para animar a su novio.

Dos sobran en la isla pero la productora quiere ‘sangre’

Quedó bien evidente ayer en la Palapa que Bulldog, la productora del programa, ha apostado por convertir Supervivientes en una guerra y cuanto más cruenta, mejor. Hubo broncas increíbles, la más cruel y ordinaria protagonizada, como no, por Sofía Suescun, que ha aprendido mucho en los dos días de estrecha convivencia con Saray.

La sevillana no solo puso verdes a los compañeros que habían tenido la osadía de nominarla como peor superviviente, también se llenaba la boca afirmando que les iba a hacer la vida imposible y Sofía por lo visto se dijo, pues si a esta no la han echado con la bronca que montó, voy a hacer lo mismo.

Y dicho y hecho, los improperios que tuvimos la desgracia de escuchar en boca de esta descerebrada a costa de sus compañeros del grupo ‘civilizado’ no hemos tenido tiempo todavía de digerirlos. Tuvo para todos ya lo decía mirando a cámara en un vídeo “Los voy a echar uno por uno”.

Sabía perfectamente que no pudiendo ya votar la audiencia, tenía patente de corso para decir lo que se le antojase y lo hizo. Llegamos a la conclusión de que la bebida isotónica que les dan puede que no le siente bien, porque se la veía muy acelerada, rabiosa, faltona, maleducada y muy desagradable no solo en palabras, también en gestos. "Sois un grupo de corderos como diría mi madre" "En todos los grupos hay tontos y un listo".

Saray también volvía a la carga [VIDEO]con una María Jesús al borde de un ataque de nervios pidiendo a la audiencia que por favor la echase: “Esta mujer es el tumor maligno del concurso, audiencia, votarla para que se marche

Nominadas de la semana: Sofía, Saray, María y Raquel

Todas mujeres y dos de ellas claramente sobran para que el concurso no pierda su esencia, por lo que está claro que la audiencia tiene ahora un pulso con la productora, pulso que puede ganar si se lo propone ¿Sofía o Saray?

Una de las dos debería abandonar no solo el grupo, sino Honduras, la semana próxima. De hecho deberían salir en pack por su comportamiento y su falta de compañerismo. ¿Habrá suerte?