#Jordi Évole, el director del espacio periodístico de investigación emitido en #La Sexta, '#Salvados', ha vuelto a tener represalias tras la emisión de su último programa. Ocurrió el pasado domingo, cuando La Sexta emitía "Stranger Pigs", el último programa de Salvados centrado en la industria cárnica. La emisión, como no podía ser de otro modo, ha generado enorme conmoción y desconfianza de la sociedad en el sector, pues Salvados enseñó una granja de Murcia, propiedad de la empresa El Pozo, donde se pudieron apreciar las pésimas condiciones de los animales, con deformidades, muertos e incluso con heridas.

Dura batalla de El Pozo contra Jordi Évole tras las imágenes de Salvados

Teniendo en cuenta lo delicado del asunto, la propia empresa se pronunció a través de un comunicado donde acusaban a Jordi Évole de "capcioso y manipulador" por centrarse únicamente en el área de recuperación de los animales.

La respuesta no tardó en llegar por parte de Évole, quien instó incluso a la empresa de 'El Pozo' a dar las pertinentes explicaciones [VIDEO]en el mismo programa, algo a lo que se negaron rotundamente y explicaron mediante un comunicado.

El cinismo de la ministra Tejerina con la grave situación de las granjas de El Pozo

No obstante, lo delicado de la situación ocurrió cuando [VIDEO]la ministra Tejerina acudió al espacio televisivo de "Los desayunos de TVE" y fue preguntada al respecto de la penosa situación en la que se encontraban los animales de la granja. De este modo, Tejerina afirmaba no haber visto el reportaje de Salvados y añadía que, "por lo que le habían contado, las imágenes mostradas pertenecían a un centro donde separaban a los animales para así dar garantías a los consumidores".

Jordi Évole responde en Twitter contra Tejerina tras sus absurdas explicaciones

De esta forma, la ministra hizo propia la versión de la empresa El Pozo sin ni siquiera haber visto antes el programa de Jordi Évole. A juzgar por las palabras de Tejerina, Évole se ha pronunciado al respecto a través de su cuenta de Twitter, donde se muestra indignado con las palabras de Tejerina por apoyar a la empresa de la industria cárnica sin ver el programa y sin ni siquiera llevar a cabo una investigación de las imágenes mostradas en Salvados.

En definitiva, todo indica que la industria cárnica, más concretamente El Pozo, va a pasar por uno de sus peores momentos a juzgar por la desconfianza que está generando en los consumidores españoles.