#Jordi Évole ha vuelto a generar controversia en su espacio televisivo de entrevistas de "La Sexta". Hace apenas unos días, el guionista y director de Salvados recibió graves críticas tras acceder sin permiso a una granja de Murcia donde se pudieron apreciar [VIDEO]las pésimas condiciones en las que se encontraban los animales que irían a parar a la producción de ElPozo, algo que no tardaron en desmentir [VIDEO]desde la empresa cárnica ElPozo, tildando al presentador de "manipulador y capcioso". No obstante, Évole reapareció más tarde en 'Al Rojo Vivo', donde fue entrevistado por Ferreras sobre las palabras de la ministra Tejerina, quien apoyó la versión de la industria cárnica sin ni siquiera ver el programa.

Évole invita a la mininistra Tejerina a Salvados para analizar la preocupante situación

Respecto a las palabras de la ministra de Medioambiente en televisión, Évole no ha dudado en invitarla a su programa para analizar la preocupante y delicada situación. Eso sí, la temporada de Salvados no queda aquí a juzgar por las nuevas revelaciones de Évole sobre el siguiente programa. Ha sido en 'Al Rojo Vivo' donde el catalán ha dado un adelanto de lo que podremos ver en el próximo programa de Salvados, y sin duda alguna, perjudica gravemente la imagen de la Monarquía española.

La bronca entre Jordi Évole y Juan Carlos I en Salvados

Con José María García y José Ramón de la Morena como invitados, el director de Salvados tenía preparada una llamada sorpresa para que #Juan Carlos I charlara con el primero de ellos, con quien guarda una buena amistad, sin embargo, la conversación no acabó demasiado bien.

Ha sido el mismo Jordi Évole el que ha anticipado el rifirrafe que tuvo por teléfono con el rey emérito, quien, tras ser preguntado si a él le habría gustado que José María García publicara la exclusiva de su cacería en Botsuana, acabó colgándole el teléfono. Una escena que tendremos la oportunidad de ver el próximo domingo.

El desprecio de Juan Carlos I, nuevo varapalo para la imagen de la Monarquía española

Sin duda alguna, este episodio podría afectar a la imagen de la Monarquía, que en los últimos años se ha visto gravemente manchada tras la imputación del ex duque de Palma, Iñaki Urdangarin por varios delitos, unos delitos por los que, tras varios años, aún no ha recibido una sentencia firme y será, seguramente, en el próximo mes de marzo cuando el cuñado de Felipe VI tenga entrar en prisión. #Casa Real