Muchos sabemos a día de hoy, que el veterano presentador de televisión Carlos Lozano ha fichado por aparecer en el programa Sálvame ocupando el puesto de María Teresa Campos, el de Defensor del Pueblo y de hecho [VIDEO] sus primeras entradas no fueron las mejores, ya que fue atacado por los colaboradores del programa y él no se quedó callado respondiendo a tales acusaciones.

De hecho, más que responder lo que hizo fue contraatacar a los colaboradores, haciendo llorar a Chelo García Cortés y enfadando a #Belén Esteban, ya que la acusó de no ser periodista, mientras que Mila Ximénez lo llamó chulo, al meter de por medio a su exmarido Manolo Santana en una discusión en la que nada tenía que ver.

Carlos Lozano a degüello en Sálvame

Pero en donde se coronó fue en su última entrevista, que tuvo lugar ayer sábado en el plató de Sálvame Deluxe en donde acusó fervientemente a Belén Esteban y el resto de los colaboradores de que trabajaban allí a costa de contar mierdas y miserias de la gente.

#Telecinco vivía una noche inquieta con la visita de Carlos al plato de Sábado Deluxe, la entrevista empezaba mal para el propio presentador Jorge Javier Vázquez, al que Carlos Lozano acusó de que no hacía periodismo en rigor y que toda las informaciones que daba se basaban en posverdad y mentiras.

Esta fue la carta con la que Jorge Javier Vázquez presentó la noche con su invitado más polémico y es que, Carlos Lozano tuvo enfrentamientos y palabras que dedicarle a casi todos los colaboradores que se sentaron allí para hacerle preguntas, que tanto esperaba la audiencia.

En concreto la que más afectado salió fue Belén Esteban, a quien el ex de Mónica Hoyos le espetó que trabajaba en televisión por el hecho de contar miserias y mierdas. A todo esto, tampoco se quedaba callada, conociendo su carácter, la princesa del pueblo. Y ya os podéis hacer una idea, le respondió que de la misma forma que trabaja él, contando lo que le da la gana, ya que Carlos Lozano también ha vivido de contar su vida.

Carlos Lozano lanzaba zascas a diestro y siniestro a todos los colaboradores y para sorpresa del presentador incluso se atrevió a decir que él estaba sentado en esa silla porque lo habían llamado y no porque fuese chupando culos llamando a las puertas.

En un momento de tensión, Jorge Javier Vázquez aprovechó para preguntarle qué era lo que menos le gustaba del programa [VIDEO] Sálvame, a lo que Carlos contestó que era que hiciesen pandilla tapándose los unos a los otros y atacando al resto de personas sin ningún pudor.