Si pensábamos que Alfred y Amaia lo tenían fácil para representar a España con Tu Canción [VIDEO] en la próxima edición del festival, ahora son Ana Guerra y Aitana las encargadas de ponerle voz a la canción más reivindicativa: Chico malo, aunque ahora su título es Lo malo.

Al pensar en reggeaton o en trap, automáticamente vienen a la mente canciones con ritmos machones y letras machistas. Sin embargo, Brisa Fenoy ha compuesto Chico malo, un trap feminista que viene pisando fuerte y con ganas de conquistar a todo el público europeo.

Más de 310.000 reproducciones en menos de 24 horas

Ana Guerra y Aitana, que en principio no se sentían cómodas con la canción porque nunca habían cantado temas de este estilo musical y que incluso se llevaron una buena reprimenda por parte de Noemí Galera y Manu Guix, se ganaron ayer a gran parte de la audiencia después de exhibir todo su potencial en el primer ensayo general para la próxima gala de #Operación Triunfo.

A pesar de la calidad de las demás candidaturas [VIDEO], pasemos a analizar los motivos por los que Lo malo debe ir a Eurovisión.

El primer un dúo femenino desde Azúcar Moreno

En 1990 Azúcar Moreno representó a España en Eurovisión con Bandido, uno de sus temas más conocidos. Desde ese año, España ha ido al festival con solistas masculinos, solistas femeninos, tríos y agrupaciones, pero llevamos 28 años sin que nos represente un dúo femenino que además se compenetra a la perfección. Carisma y magnetismo definen a Ana y Aitana.

Letra feminista

Tanto en el reggeaton como en el trap casi todos los artistas son hombres que entonan canciones con letras machistas. Lo verdaderamente revolucionario de esta candidatura es que son dos mujeres que lanzan un mensaje: no quieren nada malo en su vida -sobre todo chicos- y NO es NO. Que no cunda el pánico: aunque en Europa ningún país hable castellano, son miles los eurofans europeos que incluso traducen las letras antes del festival.

“No más servir, la noche es pa' mí, no es de otro”, “solo con perderte ya gané”, “tengo claro que no me voy a fijar en un chico malo no, no, no”, “yo decido el cuándo el dónde y con quién que voy a darme a mí de una -y otra y otra- vez” o “pa' mala yo” son algunos de los versos que más destacan en esta canción.

Un género que nunca ha pisado el festival

¿Qué mejor que ir a Eurovisión con un género tan poco habitual? Baladas románticas, pop, dance, música folclórica o vals son algunos de los estilos musicales más presentes en la historia de Eurovisión. Sin embargo, el trap todavía no ha tenido representación en Eurovisión. Para todo tiene que haber una primera vez y España podría ser la pionera.

Música que triunfa en España

Para gustar en Europa, lo principal es gustar en España. Si nos fijamos en las canciones más escuchadas en Spotify o en los vídeos más reproducidos en YouTube, el reggeaton y el trap son los estilos que más éxito cosechan. Tampoco podemos olvidar el éxito mundial que han tenido canciones en español como Despacito o Bailando que incluso ha influido en que muchos países europeos quieran ir a Eurovisión cantando en español.

Europa lo está pidiendo

Los eurofans extranjeros han hablado: necesitan que España lleve ritmo latino que les haga bailar.

#Eurovision