En estos meses con todo el tema del proceso catalán a la cabeza, los ánimos [VIDEO] no han estado del todo calmados, y más en concreto en las redes sociale, donde a todos nos da de vez en cuando por expresar nuestra opinión, sin importarnos las consecuencias. Esto es en concreto lo que le ha pasado a Rosa María Miras Puigpinós, la mujer que hace unos meses escribió en su cuenta de Twitter que deseaba que Inés Arrimadas fuera violada en grupo por todo el jaleo que estaba ocasionando en España, aquí aparte de un insulto imperdonable y de una falta de respeto, no solo hacia Arrimadas, si no hacía todas las mujeres.

Del mismo modo llamo maricona al dirigente del partido socialista Miquel Iceta, ambos en unos mensajes que fueron publicados a través de su cuenta de Facebook,algo que le trajo unas duras consecuencias, entre ellas Inés Arrimadas denunció a la mujer que la había insultado de tal modo.

A raíz de esto a las redes sociales se han conmocionado y en concreto el medio Ok Diario ha empezado titulando esta noticia con: por hacer un curso esta mujer, iba a salir indemne de los insultos a Inés Arrimadas.

Cuatro meses de cárcel eludibles

Tras todo este desagradable suceso y de la denuncia de la diputada de Ciudadanos se ha conocido la sentencia que condenará a Rosa María. La condena han sido a cuatro meses de cárcel que se podrían eludir si la independentista siguiera un curso acerca de derechos humanos vinculados a la mujer y de igualdad.

Tras lo ocurrido hace varios meses esta usuaria de facebook pidió disculpas a Inés Arrimadas, unas disculpas que ella sin embargo no aceptó y decidió denunciar, consiguiendo que fuera condenada por un delito contra la integridad moral, aceptando todos aquellos hechos de los que era acusada, evitando así llegar a la celebración de un juicio.

En esta sentencia firme la acusada podría dejar suspendida esta pena de cuatro meses de prisión a cambio de que no vuelva a delinquir en los próximos dos años y siempre que participe en el curso de derechos humanos en relación con la mujer y no discriminación por género que se impartirá por el Departamento de Justicia.

Esta mujer era una trabajadora en una sociedad de Tasaciones inmobiliarias de la que fue inmediatamente despedida por sus comentarios ofensivos y públicos, todos estos comentarios venían por un debate que estaba teniendo lugar en la televisión debido al proceso independentista de Cataluña donde además participaron García Albiol, Miquel Iceta y Nart.

De ellos dijo también sus pertinentes insultos, tras ello la acusada eliminó su cuenta de Facebook debido a la repercusión y se disculpó con Inés Arrimadas, lo que no la libró de la pertinente condena.