La mediática colaboradora ha llegado a un nivel de exposición personal que puede pasarle factura, no solo de cara a sus detractores que son cada día más numerosos, sobre todo con la Hacienda pública con la que todavía sostiene una deuda más que importante que a la vista de sus ingresos solamente este año, nadie entiende como todavía no se ha saldado.

Sus ingresos millonarios en 2017

No hay duda, ser su propia representante le ha salido muy a cuenta a la de Paracuellos.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Telecinco

Ya no tiene que ver como sus ingresos se adelgazan en un 30% debido a la comisión que le correspondía a su antiguo representante Toño Sanchís. Ahora es ella solita la que lo gestiona todo (o eso dice) y por tanto la que lo cobra también todo.

Su aparición tres o cuatro veces por semana en “Sálvame” le supone unos 800 euros por día y cada colaboración ahora como “periodista” en el “Deluxe” [VIDEO] vienen a ser unos 1.500 euros. Esto le supone un “sueldazo” de más de 16.000 euros al mes.

Tarifa aparte suponen sus entrevistas en ese mismo “Deluxe” como las que hizo este verano a raíz del affaire con María José Campanario y sus supuestas llamadas pidiéndole amistad. Cada entrevista los sábados le supone unos 20.000 o 30.000 euros. Sus tres “Deluxe” de este año facturan unos 70.000 euros.

Luego están las entrevistas concedidas a Toñi Moreno y a Risto Mejide, sus photocalls, exclusivas a revistas, etc., etc. Se le calculan unos 60.000 euros mensuales, lo que supone algo más de 2.000 euros diarios trabaje o se quede en su casa. Con razón dice ella que está feliz.

Otra ventaja le supone estar contratada por la cadena y no por la productora como el resto de sus compañeros en “Sálvame”. Es por eso que se la protege tanto y al mismo tiempo se explota su personaje. Personaje que cada vez vende menos [VIDEO], no olvidemos ese dato que el futuro inmediato puede no presentársele tan halagüeño.

¿Miente otra vez Belén Esteban?

En Febrero de este mismo año, la colaboradora confesaba estar desesperada por su situación económica debida a su millonaria deuda con hacienda: “He pedido adelantos de algún “Sábado Deluxe” que he hecho”.

Necesito pagar una deuda importante que tengo con Hacienda, necesito trabajar porque he perdido todos mis ahorros” comentaba en la revista Lecturas.

Decía estar tan agobiada, que incluso algunos de sus compañeros se ofrecieron a ayudarla económicamente y hasta se mostró dolida con los que no lo habían hecho, avanzando que su idea era pagar sus deudas y dejar la Televisión. Y nosotros vamos y nos lo creemos, claro.

Según contaba en esas mismas fechas: “Casi la mitad de mi sueldo lo utilizo para pagar la deuda, lo demás es para el día a día” Un gasto diario que debe ser elevadísimo suponemos, viendo sus ingresos y ese agobio que la atenazaba hasta el punto de plantearse ir como invitada por unos días a “Supervivientes”, lo que no se llegó a materializar gracias de nuevo a las redes sociales que amenazaron contundentemente con dejar de seguir el reality si esta señora ponía un pie en Honduras.

Asegura Belén Esteban que no miente nunca, pero se la ha pillado ya en tantos renuncios que es casi imposible contarlos y sigue y sigue, como las pilas Duracell.

Que todavía haya quien se declare fan de este personaje es una opción totalmente respetable aunque cada vez más incomprensible, a tenor no solo de las flagrantes mentiras en que se la coge un día sí y otro también es que encima parece que se ríe de todo el mundo cuando dice cosas tan peregrinas como esta: “Me hubiera gustado ser cajera, me encanta”.

¡Suscríbete! completamente gratis y muy fácilmente a nuestro CANAL TELEVISIÓN haciendo clic en este enlace. Todas las noticias a tu alcance ¿Te las vas a perder?