Suman y siguen los jaleos de primerísima magnitud que afectan directamente a uno de los grupos audiovisuales más potentes de nuestro país como es Mediaset España.

Cuando apenas han pasado unos días de la denuncia interpuesta ante la Guardia Civil por la productora por un presunto caso de abuso en el reality show Gran Hermano, ahora una nueva denuncia, sin ninguna conexión con todo este peliagudo asunto, ha provocado que la policía se haya personado en las instalaciones de la cadena de Fuencarral.

Algo que sucedía recientemente a raíz del asunto que enfrenta a Diego Matamoros con su ex pareja, Tanit, con quien mantiene una serie de careos judiciales que, en su día, ya llevaron a la detención del hijo del que fuera colaborador de Sálvame, y quien era noticia recientemente al enterarse de que no era padre de la que creía su hija.

Todo un culebrón.

Después de su aparición en la revista Semana y en Sálvame [VIDEO], en su versión diaria, donde se paseó con un discurso tan duro como apesadumbrado, Diego tenía prevista una entrevista en profundidad en Sábado Deluxe que nunca llegó a producirse por la intervención de Fiscalía de Menores, a quien Tanit recurrió para evitar que este hablase de su hija en público, sacando de paso una buena tajada por ello.

Una vez registrada la denuncia de la madre de la criatura al ente que defiende los menores de uno de los sectores de la sociedad más desprotegidos, la policía acudió [VIDEO] rauda a las instalaciones de Telecinco con la orden que impedía que la entrevista al susodicho se pudiera llegar a producir, alterando así notablemente los planes y los guiones del programa de corazón estrella de la parrilla española, tal y como recoge EsDiario y aquí reproducimos.

Nuevas demandas para Telecinco y Sálvame

Más allá de la paralización de la citada entrevista, Tanit tiene clarísimo que va a ir hasta el final para proteger el derecho al honor de su hija y, por eso, hemos podido conocer ya que en las próximas horas interpondrá una oleada de demandas con dirección a la revista Semana, donde Diego habló de su hija, a Telecinco, por hacer lo propio entrevistando a Matamoros hijo, con su hija como elemento estrella, y a Telecinco por delitos contra el honor y la intimidad de su pequeña.

Pase lo que pase en relación a estas entrevistas, parece claro que la intención de Tanit es la de conseguir que quien se interese por la versión de Diego Matamoros se lo piense dos veces antes de dejarle su medio como altavoz. La guerra solo acaba de empezar.