Los haters, o aquellas personas que se dedican a criticar de manera descarada e hiriente a otras personas en la red de redes no tienen edad. Eso es algo que conoce a la perfección una de las personas más queridas y odiadas, a partes iguales, tanto dentro como al otro lado de la pantalla de la televisión... y también de los dispositivos electrónicos con acceso a internet.

Si tenemos en cuenta que, por un lado, la audiencia de muchos de los programas que presenta el conductor catalán poseen una audiencia con una edad media relativamente alta y, por otro, que cada vez más personas mayores están aprendiendo a navegar por la red lo que le ha acabado sucediendo a JJ no extraña tanto.

Tal y como le sucede al resto de los mortales, y muy especialmente a los líderes de opinión más jóvenes, el presentador de Telecinco ha venido siendo víctima de todo tipo de improperios y comentarios irreproducibles en antena. Algo que este, hasta cierto punto, entiende de los más jóvenes que, en muchos casos, viven anclados a internet. Sin embargo, que haya experimentado una oleada de lo más agresiva procedente de gente de la tercera edad le cuesta mucho más de asimilar.

Tanto es así que este no dudaba en una de sus intervenciones más polémicas y que todavía siguen coleando a día de hoy en hablar así de estos "enemigos virtuales" que este ha certificado posee a puñado en las redes sociales: "Alucino con la gente vieja que me escribe insultando...y yo pienso, esto señores que están a punto de palmarla".

Insultos de Jorge Javier a los más mayores

Tal y como cualquiera puede ver en sus muchas publicaciones [VIDEO] en sus cuentas oficiales en las plataformas sociales, y así lo denunciaba él, este recibe todo tipo de improperios de parte de señoras que, como él ha expresado "no os podéis ni imaginar". A estas señoras, con las que Jorge Javier alucina sean capaces de manejarse en las redes sociales, les planteaba al ver las faltas de ortografía que tenían en sus insultos, si no sería mejor "antes de palmarla" perder el tiempo descargarse un programa de "gramática y ortografía y aprender a escribir".

Para él, teniendo en cuenta que muchos de ellos "llevan el signo de la muerte en la cara" sería mejor que se dedicasen a hacer el bien para poder alcanzar el cielo que les espera antes que después en tranquilidad con ellos mismos y con el mundo que les rodea. Parece que JJ tiene un nuevo segmento poblacional al que detestar, los haters de la tercera edad.