La tarde empezaba calentita gracias a la portada de la revista Lecturas que anuncia su boda y que la de Paracuellos no ha tenido más remedio que desmentir.

Es lo que tiene ser boca chancla, que se habla más de la cuenta, una se viene arriba creyéndose todavía la reina del mambo y luego el aterrizaje es forzoso y la realidad aplastante y más si los temas escasean [VIDEO].

Y la realidad es que la boda, de momento es un espejismo, una ilusión, un deseo; todo por parte de ella y no hay nada más. Lo ha dicho bien claro: “Yo quiero casarme, pero vivo con otra persona”. Ese es el meollo de la cuestión y lo que a #Belén Esteban realmente le escuece, que la otra parte, de momento, no está por la labor de pedirle matrimonio.

Recordemos que Toño Sanchís aseguró que este verano la de Paracuellos y su novio habían tenido una gran bronca precisamente por ese motivo, la negativa de Miguel a casarse. La reacción tan agria y fuera de lugar de Belén Esteban esta tarde no hace más que confirmarlo.

Jorge Javier y Mila rápidamente han salido al quite, intentando mediar para dejar bien a quien les paga por ese blog donde colaboran semanalmente, la revista. Ya se sabe que hay que remar siempre a favor de obra y que entre bomberos no se pisan la manguera.

Belén Monta en cólera y abandona el plató

Por lo visto, que sus compañeros hayan defendido a la revista con la que tiene rencillas antiguas, ya que también dijeron que Jesulín de Ubrique se había hecho las pruebas de paternidad y ella lo niega, la ha puesto al límite y todo ha saltado por los aires cuando unos maniquís vestidos de novia se han colocado detrás de la colaboradora.

En ese momento Belén Esteban se ha levantado y ha salido en tromba del plató, quitándose la petaca y pidiendo que le mandasen el coche. Raúl Prieto, el director, le ha espetado: Belén, no seas burra, por favor [VIDEO], pero ella no ha atendido a razones y ha seguido abandonando las instalaciones. Por lo bajo se ha escuchado a Gema decir: “Ya lo tiene por costumbre”.

Todos se han quedado descolocados y Antonio Tejado, que no domina todavía el arte de la hipocresía suprema del programa, ha dado un dato muy interesante diciendo: “No entiendo que se ponga así por los maniquís, cuando ya sabía que salían”.

Ha sido Terelu la que ha saltado como un resorte impidiendo que Antonio acabase de explicar lo que pasaba, diciéndole que eso son cosas internas y que a ella nunca se le ocurriría explicar los entresijos del programa. La hija de María Teresa Campos siempre tan pluscuamperfecta.

El regreso a plató

No sabemos que le habrá dicho Raúl Prieto pero a los pocos minutos de su huida, ella ha vuelto a plató como vulgarmente se dice, con el rabo entre las piernas.

Eso sí, sin parar de vociferar que ella no ha dado ninguna entrevista, que no ha cobrado, que las fotos de Lecturas son de reportajes anteriores y que no se casa, poniendo como posible fecha para ese evento, caso de producirse, dos, tres o cuatro años. "Cuan largo me lo fiáis". Su cara era todo un poema ante la insistencia un tanto cínica de Jorge Javier.

No te preocupes Belén que lo teníamos claro, tan claro, que lo que realmente nos asombrará es que la boda se llegue a producir algún día.

Ahora puedes suscribirte completamente gratis y muy fácilmente a mi CANAL TELEVISIÓN haciendo clic en el enlace para estar al día de todo lo que se cuece en este mundillo. ¡No te lo puedes perder! #Televisión #Sálvame